Científicos europeos hallan indicios de agua en exoplanetas | Ciencia y Ecología | DW | 01.09.2017
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Ciencia y Ecología

Científicos europeos hallan indicios de agua en exoplanetas

La observación del vecindario cósmico con el telescopio espacial "Hubble" le ha permitido a un grupo de científicos descubrir indicios de la existencia de agua en exoplanetas similares a la Tierra de la estrella TRAPPIST-1, comunicó este viernes (01.09.2017) el Centro Europeo de Información "Hubble" con sede en Alemania.

Los planetas exteriores del sistema podrían contener una considerable cantidad de agua, lo que eleva la probabilidad de que se trate de planetas habitables. Por ahora, no obstante, se trata simplemente de una teoría, porque los investigadores no han logrado obtener una prueba directa de la presencia de agua.

En febrero, un análisis de datos telescópicos indicó la existencia de una estrella enana a solo 40 años luz de la Tierra, a la que llamaron TRAPPIST-1, que tiene al menos siete planetas rocosos en órbita con potencial para tener agua.

Al menos tres de los exoplanetas podrían, según los científicos, ser lo suficientemente fríos para albergar agua y, posiblemente, vida a pesar de encontrarse tan cerca de la estrella. Son, en definitiva, los planetas más parecidos a la Tierra que hasta el momento han sido descubiertos, tanto por sus dimensiones como por la temperatura de su superficie.

Dirigidos por Vicent Bourrier, del Observatorio de la Universidad de Ginebra (Suiza), los científicos estudiaron detenidamente el sistema en relación con la radiación ultravioleta. La radiación UV puede dividir las moléculas de agua en la atmósfera y transportar el hidrógeno al espacio. Así, las observaciones realizadas con el telescopio "Hubble" indicaron que los planetas interiores de TRAPPIST-1 podrían haber perdido grandes cantidades de agua (hasta veinte veces más que en todos los océanos de la Tierra en los últimos 8.000 millones de años).

El hecho de que la radiación ultravioleta sea notablemente baja en la parte potencialmente habitable de los tres exoplanetas abre la posibilidad de que estos todavía hoy dispongan de una cantidad de agua considerable, argumentan los investigadores. (dpa)

DW recomienda

Publicidad