Cameron admite necesidad de regular la relación entre prensa y política | Europa | DW | 14.06.2012
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages
Publicidad

Europa

Cameron admite necesidad de regular la relación entre prensa y política

Las relaciones entre los medios y los políticos británicos en los últimos 20 años "no fueron adecuadas" y necesitan ser reguladas, admitió el primer ministro británico, David Cameron.

David Cameron

David Cameron

El jefe del gobierno de Londres compareció este jueves ante la comisión Leveson, que investiga el escándalo de escuchas ilegales y sobornos del grupo Murdoch. Cameron describió a Rebekah Brooks, la ex jefa ejecutiva del grupo News International de Rupert Murdoch, que ahora enfrenta un juicio, como "una amiga personal y profesional".

En la última década, las relaciones entre los políticos y los medios fueron "demasiado estrechas" y deben instaurarse nuevas bases. "Ése es el peligro. Que no puedes deshacer las amistades que tienes", señaló Cameron.

El caso Coulson

Andy Coulson, antiguo jefe de comunicación de Cameron.

Andy Coulson, antiguo jefe de comunicación de Cameron.

Cameron fue citado a declarar bajo juramento ante la comisión investigadora para explicar el papel del gobierno en el intento de Murdoch de adquirir el control total de la emisora satelital británica BSkyB. El primer ministro también tuvo que explicar el nombramiento en 2007 como portavoz de prensa del gobierno de Andy Coulson ex editor del "News of the World", el dominical de Murdoch cerrado tras descubrirse un escándalo de escuchas telefónicas ilegales.

Cameron dijo que eligió a Coulson, actualmente bajo investigación, porque quería a un "gran bateador" para el puesto. "Estaba buscando a alguien que fuera un gran bateador y que estuviera dispuesto a enfrentar una enorme presión mediática", alegó. "Era un operador efectivo, hizo muy bien su trabajo", indicó, agregando: "Al final fue mi decisión nombrarlo y asumo la responsabilidad por ello".

Coulson dejó Downing Street a comienzos de 2011 y ahora enfrenta un proceso legal en conexión con su desmentido del escándalo de las escuchas en el diario.

Ministro bajo presión

Mientras, el secretario de Cultura y Medios, Jeremy Hunt, continúa bajo presión ante las peticiones de que dimita por su conducta en el tema de BSkyB. Cameron lo nombró responsable de supervisar el intento de Murdoch de adquirir el resto de las acciones -actualmente tiene el 39 por ciento de BSkyB- tras retirar de esa tarea al ministro de

Economía, Vince Cable, crítico con la operación. A Hunt se le atribuyen estrechas relaciones con gente de Murdoch.

Fuente: dpa

Editora: Emilia Rojas

DW recomienda