¿Cómo debería ser un sitio de memoria en la ex Colonia Dignidad? | Las noticias y análisis más importantes en América Latina | DW | 25.06.2021
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages
Publicidad

América Latina

¿Cómo debería ser un sitio de memoria en la ex Colonia Dignidad?

Un lugar de conmemoración, documentación y educación debiera ser el futuro memorial en el recinto de la colonia. Expertos adelantaron detalles del proyecto, que espera la aprobación de los gobiernos de Chile y Alemania.

Portal de Villa Baviera.

Portal de Villa Baviera.

Para las víctimas del asentamiento alemán fundado en 1961 en el sur de Chile, la creación de un sitio de memoria en el recinto, hoy conocido como Villa Baviera, representa la posibilidad de tener un lugar donde poder ver reconocidos su historia y su dolor, así como recordar y honrar a los desaparecidos.

Los excolonos abusados, maltratados y obligados a trabajar como esclavos, las víctimas de la represión de la dictadura de Augusto Pinochet detenidas y torturadas en el recinto, los familiares de los prisioneros desaparecidos, los chilenos abusados sexualmente en su infancia, así como los campesinos desplazados de sus tierras, todos comparten este triste capítulo de la historia conjunta de Chile y Alemania.

El proyecto de sitio de memoria en la excolonia fue encargado oficialmente en 2017 por la comisión mixta Chile-Alemania  a un grupo de cuatro expertos independientes, dos chilenos y dos alemanes. Pero ya desde 2014 un equipo interdisciplinario venía trabajando con diferentes grupos de afectados, realizando talleres y dialogando sobre cómo debería ser representado el pasado de Colonia Dignidad.

Elke Gryglewski, directora de la Fundación Memoriales de Baja Sajonia y del Sitio de Memoria ex campo de concentración Bergen Belsen.

Elke Gryglewski, directora de la Fundación Memoriales de Baja Sajonia y del Sitio de Memoria ex campo de concentración Bergen Belsen.

A pesar de que los gobiernos recibieron a fines de 2019 la propuesta de los expertos, aún no hay avances concretos. El estallido social en Chile y luego la pandemia han dificultado el avance de las conversaciones a nivel de estados. "La propuesta debe ser revisada por los gobiernos y vamos a seguir trabajando con las organizaciones civiles. Es muy importante, cuando se pueda viajar, retomar los seminarios con las víctimas, transparentar estos procesos”, dice a DW Elke Gryglewski, directora de la Fundación Memoriales de Baja Sajonia y del Sitio de Memoria ex campo de concentración Bergen Belsen.

Un paso fundamental en la transparencia fue presentar ayer (24.06.2021) públicamente el concepto, mientras se espera que se pronuncien los gobiernos. En la actividad online, a cargo de los chilenos Elizabeth Lira y Diego Matte, y los alemanes Elke Gryglewski y Jens-Christian Wagner,  participaron más de 100 personas. Entre ellas, excolonos y actuales residentes, representantes de agrupaciones de víctimas y de derechos humanos, miembros de la actual administración de Villa Baviera, parlamentarios chilenos y alemanes, miembros de las embajadas, abogados, académicos y representantes de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos y de la Corte Interamericana de Derechos Humanos.

BildercColonia Dignidad fue fundada hace 60 años por un grupo de unas 300 personas lideradas por el predicador laico Paul Schäfer, quien emigró desde Alemania a Chile. Durante casi cinco décadas se cometieron allí graves crímenes y violaciones a los derechos humanos.

BildercColonia Dignidad fue fundada hace 60 años por un grupo de unas 300 personas lideradas por el predicador laico Paul Schäfer, quien emigró desde Alemania a Chile. Durante casi cinco décadas se cometieron allí graves crímenes y violaciones a los derechos humanos.

Por qué un sitio de memoria

Como explicó Elizabeth Lira, decana de la Escuela de Psicología de la Universidad Alberto Hurtado, un futuro espacio de memoria debiera ser una instancia de reconocimiento y reparación moral "de las víctimas de violaciones a los derechos humanos y de abusos de particulares. Todos ellos son y deben ser destinatarios de una política de memoria y reparación en lo colectivo y en lo individual”.

El sitio de memoria debería cumplir una función conmemorativa, muy importante para quienes sufrieron allí o son familiares de víctimas, a través de signos como placas, objetos de arte y la preservación de fosas donde conmemorar a los desaparecidos, indicó el historiador Jens-Christian Wagner, director de la Fundación Sitios de Memoria Buchenwald y Mittelbau-Dora.

También debe tener una función documental, que conserve y exponga la historia, la contextualice en exposiciones y resguarde fuentes, archivos, testimonios y documentos que pueden servir de pruebas forenses. Y, en tercer lugar, ser un lugar de aprendizaje y reflexión crítica sobre el pasado, que promueva una conciencia histórica. "La conmemoración requiere del conocimiento, y el conocimiento crea conciencia histórica. Un sitio de memoria moderna persigue cada una de estas tres funciones”, subrayó.

En 2016, el estado chileno declaró monumento nacional dos espacios dentro de las propiedades de Villa Baviera.

En 2016, el estado chileno declaró monumento nacional dos espacios dentro de las propiedades de Villa Baviera.

Espacios para memorias diversas

La particular historia de la colonia, de más de cuatro décadas en las que se perpetraron diversos crímenes, implica un complejo desafío para la elaboración de la memoria. Pero desde sus diferencias y distintos anhelos, los grupos de víctimas han logrado un diálogo fructífero. Ese trabajo ha mostrado que "la historia de su sufrimiento debe ser presentada de forma aislada, no mezclada con la de otros grupos”, indicó Gryglewski. Por ello, la propuesta contempla exposiciones separadas en varios lugares.

Entre otros, en el sótano o bodega de papas se presentaría la persecución de chilenos durante la dictadura militar. En la casa de Paul Schäfer, fundador y líder de la colonia, la historia del asentamiento. "También será importante tener un monumento donde realizar ceremonias de conmemoración para recordar a los muertos, que podría estar cerca de las fosas comunes”, agregó la politóloga.

Elizabeth Lira (izqda.), junto a Elke Gryglewski.

Elizabeth Lira (izqda.), junto a Elke Gryglewski.

El abogado chileno Diego Matte, director del Centro de Extensión Artística y Cultural de la Universidad de Chile, planteó el interés de "hacer un centro de documentación y mediación para recoger los testimonios existentes y que se sigan produciendo”. También realizar catastros de causas judiciales, peritajes y fosas, y crear una oficina de asistencia legal a las víctimas. Un paso clave será resolver asuntos de acceso y uso de terrenos que son propiedad privada. "La propuesta considera un proyecto de alto standard, con espacios para exposiciones, reuniones, talleres y actividades”, añadió.

Ver el video 07:58

¿No sabía Larraín lo que ocurría en Colonia Dignidad?

Pero de la propuesta a la realización hay un largo trecho. Es un trabajo en proceso, que se nutre del diálogo con organizaciones de víctimas y de la sociedad civil, las que buscan también avances en verdad y justicia. "Pero no podemos esperar a que todos los procesos estén finalizados y todo juzgado para recién empezar a pensar en un sitio de memoria”, indicó Lira. A pesar de que se desconoce el paradero de los desaparecidos, numerosos testimonios de detenidos han permitido reconstruir los hechos para "avanzar en dar el reconocimiento que se le debe a las víctimas. Es el punto de partida. Pero la reparación es mucho más compleja”, observó la experta.

Un memorial también puede ayudar en ese sentido, apuntó Gryglewski: "Muchos debates y revisiones de crímenes de guerra en Alemania se han producido décadas después porque los sitios de memoria con sus exposiciones han creado una sociedad civil que ha salido a la calle para exigirlo. No es un lugar aislado, sino integrado en el debate de la sociedad”.

(cp)

DW recomienda