Bayern Múnich: ¿es la escasez de jugadores un peligro para el equipo? | Bundesliga - El fútbol alemán en DW. | DW | 15.08.2019
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages
Publicidad

Bundesliga

Bayern Múnich: ¿es la escasez de jugadores un peligro para el equipo?

Ganaron el doblete, pero las vacaciones de verano del Bayern Múnich se han carecterizado por los debates públicos sobre el equipo. ¿Está preparado para enfrentarse a los grandes clubes europeos en la Champions?

"No se puede esperar más en esta situación", dijo el entrenador del Bayern Múnich, Niko Kovac, después de la derrota de su equipo contra el Borussia Dortmund en la Supercopa alemana. "Se ha podido ver que tenemos problemas", dijo el delantero del Bayern Robert Lewandowski, después de ese partido.

Una semana antes, Kovac había expresado su satisfacción por la forma en que el equipo se estaba preparando mientras, al mismo tiempo, el lateral Joshua Kimmich mostró su preocupación por la cantidad de jugadores y la calidad del equipo. "¿Hay suficientes jugadores para comenzar la temporada? Si queremos lograr una buena actuación en la Champios, necesitaríamos un par de jugadores más”, dijo un grupo cada vez más grande y más ruidoso de escépticos.

"¿Las transferencias de jugadores? Eso es asunto de Brazzo”, dijo el entrenador, refiriéndose a Hasan "Brazzo” Salihamidžić, el director deportivo del Bayern. Un par de semanas más tarde, Kovac dijo que el jugador alemán Leroy Sané era un candidato ideal para formar parte del equipo bávaro. Solo dependía de la transferencia del Manchester City. Unos días más tarde fue reprendido por esta franca declaración por el director general del Bayern, Karl-Heinz Rummenigge; a partir de ahí, Kovac no dio más detalles sobre posibles futbolistas.

Pero un entrenador que ha ganado la Copa y la Supercopa de Alemania difícilmente puede comenzar la temporada con una base tan débil. Su aliado más importante, el presidente del club, Uli Hoeneß, parece que abandonará pronto su cargo. Algunos jugadores con más rodaje en el equipo contaron a Kimmich sus preocupaciones y luego Sané se lesionó en el encuentro en Inglaterra entre el Manchester City y el Liverpool FC. Parece ser que el Borussia Dortmund y posiblemente también el RB Leipzig podrían poner en peligro la supremacía del Bayern en el campeonato.

Con esperanza de seguir ganando títulos

Así y todo, el Bayern tiene posibilidades de conseguir el título. La salida de dos talentos en la ofensiva, como Arjen Robben y Franck Ribery, ha dejado agujeros visibles, pero el equipo se da por satisfecho, por ahora, con Lucas Hernández y Benjamin Pavard. La defensa pinta mejor, porque Jerome Boateng seguirá en el elenco.

La versatilidad de las dos nuevas incorporaciones supone para Kovac tener más flexibilidad en la línea defensiva, lo que no tuvo en la temporada pasada. Si, por ejemplo, Kingsley Coman o Serge Gnabry se lesionaran gravemente, como sucedió en el pasado, el entrenador podría cambiar fácilmente su sistema de juego preferido de la temporada pasada 4-2-3-1 por 4-3-3. Kovac cuenta ahora con un abanico de opciones en el centro del campo.

El entrenador del Bayern, Niko Kovac.

El entrenador del Bayern, Niko Kovac.

Lewandowski, la figura central

Robert Lewandowski es el hombre que el Bayern no puede permitirse perder. El delantero polaco ha ganado la Bota de Oro como anotador más exitoso en cuatro de las últimas seis temporadas. Y por primera vez, desde la partida de Sandro Wagner a China en enero, Lewandowski ha encontrado en el equipo a un delantero con ideas afines: Jann Fiete-Arp. Pero el recién llegado al Bayern, de 19 años, pasó la temporada pasada con el Hamburger SV en la segunda liga alemana y aún no ha desarrollado al máximo sus posibilidades en la posición de delantero en el Bayern.

"Claro, es cierto que los jugadores jóvenes en el banquillo tienen potencial, pero a veces necesitaríamos refuerzo directo, trayendo a alguien que ayude al equipo", explicó Lewandowski.

Más jugadores también por la Champions

El Bayern siempre ha dependido de varios jugadores "mayores”. Además de Robben y Ribery, Mats Hummels también dejó el club. El futuro de Boateng no está claro. El rendimiento de Thomas Müller ha mermado mucho, y Lewandowski y el portero Manuel Neuer han rebasado ya los 30.

El Bayern se ha gastado dinero, desde que Niko Kovac es entrenador del equipo, en solo cuatro nuevos jugadores: dos de ellos eran adolescentes. El entrenador croata-germano debería poder contar con más jugadores, sobre todo antes de que empiece la Champios en septiembre.

(rmr/er)

Deutsche Welle es la emisora internacional de Alemania y produce periodismo independiente en 30 idiomas. Síganos en Facebook | Twitter | YouTube | 

DW recomienda