Bayern en camino hacia la hegemonía total | Deportes | DW | 06.01.2014
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Deportes

Bayern en camino hacia la hegemonía total

La ambición y la chequera del FC Bayern Múnich parecen no agotarse jamás. ¿Que repercusiones traerá consigo para la Bundesliga el traspaso del polaco Robert Lewandowski al conjunto bávaro?

Hace poco más de tres años y medio, el delantero polaco Robert Lewandowski era relativamente desconocido en el fútbol internacional. El entonces joven de 22 años jugaba para el Lech Poznan, donde había comenzado a brillar. Su valor en el “mercado de piernas” subió de 500.000 euros a cuatro millones y medio de euros en tan sólo dos años.

El 1 de julio de 2010, Lewandowski comenzó un ascenso vertiginoso al llegar a Borussia Dortmund, equipo que estaba necesitado de un relevo para el argentino-paraguayo Lucas Barrios, quien sufría una lesión.

Barrios era el titular indiscutible en el conjunto negro-amarillo. Pero a su larga convalescencia se sumó un factor: Lewandowski comenzó a destacar haciendo goles y a contribuir de manera importante al intenso y ofensivo esquema de Jürgen Klopp. Cuando Barrios quiso regresar, ya la presencia del polaco en el cuadro titular era imprescindible.

Cuatro goles que lo cambiaron todo: la semifinal de la Champions contra Real Madrid.

Cuatro goles que lo cambiaron todo: la semifinal de la Champions contra Real Madrid.

Destinos paralelos

En esos mismos años, Dortmund plantó la cara al FC Bayern. Klopp y los suyos fueron bicampeones a base de un impecable scouting como el que trajo a Lewandowski a la Bundesliga. El futuro de la liga alemana parecía estar en Dortmund, con la pareja de astros juveniles Mario Götze y Marco Reus.

Bayern, por su parte, culminaba con Jupp Heynckes un largo proyecto encaminado a conquistar la Champions League. No se había conseguido en mayo de 2012 el propósito supremo, que era ganar la "orejona” en casa propia. Pero un año más tarde, bajo las órdenes de Heynckes, el “Súper Bayern” era una realidad, al triunfar en Londres precisamente contra Borussia Dortmund.

Ya para ese partido, los bávaros habían decidido la que aparentemente era su estrategia: desmantelar al Dortmund. Días antes de la final de la Champions, Bayern anunció el traspaso de Mario Götze.

Poco más tarde corrían ya los rumores sobre otro cambio de Dortmund a Bayern: el de Lewandowski. Éste había brillado como el oro en las semifinales de la Champions contra Real Madrid, marcando él solo los cuatro goles de Dortmund en el partido de ida.

Éxito turbulento

Lewandowski manifestó desde un principio su deseo de irse lo antes posible al conjunto bávaro. Incluso hubo tensión entre el ariete y la institución del Borussia Dortmund, cuando ésta se negó a traspasar a Lewandowski al Bayern al comienzo de la presente temporada.

Pero ni esto, ni las ofertas de equipos como Real Madrid, desviaron el destino deportivo del Robert Lewandowski. Éste irá al Bayern en verano.

Habrá mayor presión para el croata Mario Mandzukic.

Habrá mayor presión para el croata Mario Mandzukic.

Asuntos internos y externos

¿Cuáles podrían ser las repercusiones? Para empezar, habrá una gran competencia interna por el puesto titular.

En otras circunstancias como un traspaso millonario, Lewandowski hubiera llegado a ocupar la titularidad absoluta. Sin embargo, tratándose de una transferencia libre de pago, Bayern puede darse el lujo de poner a sus estrellas a competir.

Aún así, Lewandowski arrancará con cierta ventaja, mientras que el croata Mario Mandzukic correrá con la mayor presión. Claudio Pizarro seguramente abandonará el FC Bayern –al menos como jugador- el 30 de junio de este año, cuando se acabe su contrato.

También habrá que ver si la presencia de Lewandowski implica cambios en el esquema táctico del técnico Pep Guardiola, quien hasta la fecha no ha favorecido la presencia de un centro delantero como lo es el polaco.

¿Y qué decir en cuanto a las repercusiones para la Bundesliga? Bayern se refuerza, mientras el único rival que había tenido en los últimos años pierde a otro de sus estrellas.

El club de Múnich se ha puesto como horizonte una larga hegemonía sin rivalidades en el fútbol alemán, así como una presencia permanente en la Champions League. Con la compra de Robert Lewandowski, los muniqueses parecen encaminarse claramente a lograr ambos objetivos.

DW recomienda

Publicidad