Bélgica: pionera en la eutanasia | Salud | DW | 26.02.2020
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages
Publicidad

Salud

Bélgica: pionera en la eutanasia

Desde 2002, Bélgica otorga a enfermos terminales el derecho a la eutanasia. La ley de eutanasia de este país es considerada una de las más liberales del mundo.

Han pasado casi veinte años desde que, tras un intenso debate, se legalizó la eutanasia en Bélgica. Desde entonces, se ha establecido que los ciudadanos belgas, que padezcan de una enfermedad terminal o que estén casados de la vida, pueden pedir asistencia a su médico. Pero ha habido algunos casos controvertidos, que han terminado en los tribunales y han generado titulares en la prensa.

Uno de ellos tuvo lugar en 2010, cuando tres médicos ayudaron a morir a Tine Nys, de 38 años, quien padecía de una enfermedad mental. Ya había intentado suicidarse seis veces, estaba en silla de ruedas y había sido internada quince veces en un psiquiátrico. Una y otra vez expresó su deseo de quitarse la vida. Finalmente su psiquiatra decidió acceder a su pedido, porque Nys sufría de un trastorno insoportable, incurable y mortal.

La demanda de los parientes

Este caso cumplía los criterios esenciales para practicar la eutanasia, según la ley belga que, al igual que la de los Países Bajos, la permite también en pacientes con enfermedades psiquiátricas. Sin embargo, hubo una serie de irregularidades, por lo que los familiares de Nys decidieron acudir a los tribunales. Argumentaron que a Tine Nys se la podría haber ayudado, y que su enfermedad no tenía que haberla llevado necesariamente a la muerte. A finales de enero, un Tribunal de Gante absolvió a los tres médicos.

No había motivo para culparlos de asesinato, y los médicos habían actuado de buena fe. Sin embargo, también en Bélgica se considera que la eutanasia en casos de enfermedades psiquiátricas está en una zona gris, y luego de este juicio, los médicos son más cautelosos.

El número está aumentando

Según las estadísticas de la Comisión de Evaluación de la Eutanasia, el 67 por ciento de los pacientes estaba enfermo de cáncer terminal, el 19 por ciento sufría de numerosas enfermedades (polipatología) y solo el 3 por ciento padecía de enfermedades psiquiátricas. Además, tres cuartas partes de los pacientes tenían entre 60 y 90 años.

El aumento en el número de casos es notorio: después de la legalización había solo unos cientos al año. Actualmente hay más de 2.300 casos oficialmente registrados y la tendencia va en aumento.

Controversia en torno a los niños

La legalización de la eutanasia en niños fue particularmente controvertida hace cinco años. Sin embargo, estos casos son poco comunes y una comisión analiza cada uno en particular. Desde su legalización, dos niños y un adolescente que padecían enfermedades incurables y dolores insoportables que no podían ser mitigados, recibieron la eutanasia. Los pacientes sufrían, entre otras cosas, de tumores cerebrales y atrofia muscular.

Marieke Vervoort.

Marieke Vervoort.

El año pasado, el caso de la atleta belga Marieke Vervoort llamó la atención. Había ganado varias medallas de oro y bronce en los Juegos Paralímpicos en varias disciplinas. Vervoort sufría de una enfermedad muscular, que restringía aún más su capacidad de moverse. En 2017, en una entrevista con el periódico inglés "Telegraph", declaró que ya no quería sufrir. "Tengo mucho dolor. No puedo más”. En octubre de 2019, Marieke Vervoort dejó esta vida rodeada de familiares y amigos, en su ciudad natal, Diest.

Partidarios y oponentes

Incluso después de casi dos décadas, la eutanasia todavía genera controversia en Bélgica. Carine Brochier, del Instituto Europeo de Bioética de Bruselas, cuestiona esta práctica. "La eutanasia es un derecho, pero solo como una excepción", si se han agotado todas las ayudas médicas posibles.

Por el otro lado se encuentra el Profesor Jan Bernheim, investigador de cáncer y colaborador del grupo de investigación de acompañamiento de los enfermos terminales de la Universidad Libre de Bruselas. Ha desarrollado el término "tratamientos paliativos integrados", según el cual la eutanasia solicitada por un paciente podría formar parte de una atención médica. "Los defensores de la legalización de la eutanasia tienen buenas razones para apoyar los cuidados paliativos, y los defensores de los cuidados paliativos ya no se oponen a la eutanasia", escribe Bernheim en el "British Medical Journal”. En cuanto a la población belga, la mayoría está a favor de la eutanasia.

(bt/er)

Deutsche Welle es la emisora internacional de Alemania y produce periodismo independiente en 30 idiomas. Síganos en Facebook | Twitter | YouTube |

Ver el video 05:44

Bélgica: eutanasia que salva vidas

DW recomienda