Ataques con cuchillos aumentan tensión en Cisjordania | El Mundo | DW | 10.11.2014
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Ataques con cuchillos aumentan tensión en Cisjordania

Dos muertos y tres heridos dejaron atentados cometidos por palestinos, según la policía.

Dos ataques con cuchillos ocurridos este lunes (10.11.2014) en Tel Aviv y Cisjordania elevaron la tensión entre palestinos e israelíes, luego de que grupos como la Yihad Islámica y Hamás aplaudieran lo que Jerusalén calificó como “atentados terroristas”. El primero de los incidentes ocurrió en la mañana, cuando un soldado israelí fue apuñalado en la estación de trenes de Hagana, al sur de Tel Aviv, capital comercial de Israel. En horas de la noche el militar falleció en el hospital.

Por ese ataque fue detenido un palestino de 18 años originario de Nablús, en el norte de Cisjordania. Horas más tarde, un palestino salió de un vehículo y apuñaló a tres personas que esperaban un autobús en las afueras del asentamiento judío de Alon Shyut, en Cisjordania. Una mujer de 25 años perdió la vida en el ataque, mientras que el asaltante fue herido luego de que un guardia privado disparara contra él.

Este atentado, ocurrido en el mismo lugar donde en junio tres jóvenes judíos fueron secuestrados, fue atribuido por la organización Yihad Islámica. Este grupo divulgó una declaración de prensa señalando que el hombre que protagonizó la “misión” era Maher el Hashlamon. “La operación de apuñalamiento es la mejor respuesta a los crímenes de la ocupación contra Jerusalén y la mezquita de Al Aqsa”, indicó el grupo.

Tensiones en alza

El primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, reaccionó desde el Parlamento tras el primer ataque, diciendo que “el terrorismo está siendo dirigido a todas las partes del país por una simple razón: los terroristas, los incitadores, quieren echarnos de todas partes”. La autoridad añadió que “según ellos, no deberíamos estar en Jerusalén, ni en Tel Aviv ni en ninguna parte. Les puedo prometer una cosa: no tendrán éxito. Los combatiremos y los derrotaremos”.

Las tensiones entre israelíes y palestinos están en aumento por la disputa sobre el acceso a un complejo en Jerusalén que alberga el tercer lugar más sagrado del Islam y donde existieron una vez templos judíos en tiempos bíblicos. Las protestas con lanzamiento de piedras también comenzaron en ciudades árabes de Israel desde el sábado, cuando agentes de seguridad mataron a un joven que se acercó a un vehículo policial.

DZC (dpa, EFE, Reuters, Europa Press)

DW recomienda

Publicidad