Ataque a exespía ruso: veneno pudo estar en una maleta | Europa | DW | 16.03.2018
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Europa

Ataque a exespía ruso: veneno pudo estar en una maleta

Las agencias de seguridad de Reino Unido sospechan que el agente neurotóxico utilizado contra Serguei Skripal fue instalado en Moscú en las pertenencias de su hija.

Según reportes de la prensa británica publicados este viernes (16.03.2018), los servicios secretos consideran como muy probable que el agente neurotóxico utilizado en el ataque contra el ex agente doble ruso Serguei Skripal haya sido puesto en una maleta de su hija, Yulia. Ambos fueron hallados en la ciudad británica de Salisbury con señales de envenenamiento y hasta ahora se encuentran en estado de suma gravedad.

Según el diario The Daily Telegraph, los servicios secretos estiman que la sustancia utilizada en el ataque, el Novichok (de tipo militar y fabricada inicialmente en la URSS), fue colocada en el equipaje de Yulia Skripal, de 33 años, en Moscú: en una prenda de ropa, un cosmético o un regalo. Al visitar a su padre en Reino Unido, la mujer liberó sin saberlo el agente. El diario no cita, sin embargo, una fuente clara de su información.

Eso implicaría, apunta el Telegraph, a que la hija del exagente fue tomada como objetivo de manera deliberada a fin de atacar a su padre. Mientras la policía y efectivos del Ejército británico continúan investigando en el lugar de los hechos para tratar de esclarecer las circunstancias del incidente, las tensiones entre el Reino Unido y Rusia se han agravado en los últimos días tras acusar este país a Moscú de estar detrás del envenenamiento.

Conclusiones apresuradas

Recordemos que Skripal, de 66 años, fue encontrado el pasado 4 de marzo junto a su hija, ambos inconscientes, en un parque de Salisbury, en el sur de Inglaterra. Precisamente hasta esa localidad llegó este jueves 15 de marzo la primera ministra británica, Theresa May, para hablar con la Policía, los equipos de rescate y los habitantes e informarse sobre el estado de salud de las víctimas. No hizo declaraciones oficiales tras sus conversaciones.

Rusia ha negado desde el primer momento cualquier implicación en el suceso y su ministro de Exteriores, Sergei Lavrov, aseguró que prepara represalias contra este país y que las anunciará pronto. En tanto, el líder del opositor Partido Laborista, Jeremy Corbyn, alertó de sacar conclusiones apresuradas, ya que también podrían ser responsables del hecho organizaciones mafiosas rusas. Hay que evitar una nueva Guerra Fría, indicó en varias entrevistas.

DZC (EFE, dpa)

DW recomienda

Publicidad