Angela Merkel hablará sobre la política de refugiados en su viaje a Jordania y Líbano | El Mundo | DW | 21.06.2018
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Internacional

Angela Merkel hablará sobre la política de refugiados en su viaje a Jordania y Líbano

Los dos países tienen el porcentaje de refugiados per cápita más alto del mundo, un tema que se espera sea el más importante del viaje oficial de la canciller alemana.

Los encuentros con estudiantes en Jordania y Líbano y las reuniones con el rey Abdalá II y con el presidente libanés, Saad Hariri, son solo algunos de los puntos en la agenda de la canciller alemana, Angela Merkel, durante su viaje de dos días a Medio Oriente. Más allá de la educación, la inversión y la investigación, ningún tema definirá el viaje de Merkel a ambos países más que la política de refugiados.

Tanto uno como otro soportan una pesada carga como resultado de la guerra en la vecina Siria. Estos Estados, relativamente estables, han acogido a un gran número de refugiados. Según la Agencia de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR), uno de cada seis residentes en el Líbano es un refugiado sirio. En Jordania es uno de cada once. En números absolutos eso significa que, según las estimaciones, entre un millón y un millón y medio de refugiados sirios están ahora en el Líbano, que tiene seis millones de habitantes. ACNUR calculaba que 700.000 sirios vivían en Jordania el año pasado, un país que tiene apenas nueve millones y medio de habitantes.

Dos países, dos enfoques

Si bien los refugiados en Jordania viven principalmente en grandes campamentos, tales instalaciones no existen en el Líbano. "Solo hay asentamientos informales, la mayoría de los refugiados viven en tiendas improvisadas o también ocupando ruinas, donde sea que encuentren sitio. Pero tienen muy poca seguridad", dice Bente Scheller, que dirige la oficina en Beirut de la Fundación Heinrich Böll, una organización cercana al partido de Los Verdes.

Mientras el alojamiento y la manutención de los refugiados se coordinan centralmente en Jordania, la situación en el Líbano es mucho más precaria. No obstante, la organización de derechos humanos Amnistía Internacional calificó de "catastróficas" las condiciones en los campamentos a lo largo de la frontera sirio-jordana. El grupo dice que escasean la comida, las medicinas y la vivienda.

Jordanien Flüchtlingslagers Zatari (picture-alliance/dpa/J. Nasrallah)

Jordania, con 9,4 millones de habitantes, acoge a unos 700.000 refugiados sirios.

Mientras tanto, las Naciones Unidas dicen que aproximadamente las tres cuartas partes de todos los refugiados sirios en el Líbano viven por debajo del nivel de pobreza, y más de la mitad de ellos viven en edificios abarrotados de barrios muy densamente poblados. Todo eso ha llevado a una situación cada vez más peligrosa para los sirios en Líbano, dice Scheller. El gobierno libanés también ha prohibido que ACNUR registre refugiados desde 2016. Recientemente, el ministro de Relaciones Exteriores de Líbano causó un gran revuelo al anunciar que no renovaría las visas para los empleados de ACNUR. Scheller cree que es una señal clara del gobierno libanés. "A la larga, no tolerarán la presencia de refugiados", dice ella. "Quieren más asistencia y quieren una solución al problema".

A los refugiados sirios que residen en Jordania ahora se les permite trabajar en algunos empleos, algo para lo que el Ministerio de Relaciones Exteriores alemán presionó mucho. Sin embargo, esto ha arreciado las críticas. Los jordanos se quejan de que los sirios, que con frecuencia tienen una educación superior y están dispuestos a trabajar por menos, les quitan el trabajo. La situación en el Líbano es similar. Allí, dice Scheller, muchos refugiados trabajan ilegalmente porque la ayuda financiera que reciben de la ONU simplemente no es suficiente.

Ayuda alemana

Alemania se ha convertido, desde que empezó la guerra en Siria, en el segundo donante más importante para ambos países, detrás de Estados Unidos. Entre 2012 y 2017, Jordania recibió un total de 1.800 millones de euros en ayudas y, el Líbano, 1.200 millones.

Ver el video 07:14
Now live
07:14 minutos

Oportunidades para jóvenes refugiados

Scheller explica que gran parte de ese dinero se invirtió en educación: "Ahora es más probable que los niños reciban escolarización, pero ese no fue el caso en los primeros años, porque todos pensaban que los refugiados regresarían rápidamente a casa". Aún así, en general se ha vuelto más difícil encontrar dinero para la ayuda a los refugiados. Scheller habla de una "fatiga de la donación" que se ha establecido tras años de conflicto. El Programa Mundial de Alimentos de la ONU dice que Alemania sigue siendo uno de los donantes más fiables del mundo, pero que el dinero es cada vez más escaso. Los refugiados en Jordania reciben aproximadamente 25 euros al mes del Programa Mundial de Alimentos. Los de Líbano, 22 euros.

Por lo tanto, cuando Merkel se siente a negociar en Jordania y Líbano, un tema principal será cuánto dinero está todavía dispuesta Alemania a poner sobre la mesa. Porque cuanto más difícil sea la situación para los refugiados sirios, más probable es que simplemente intenten pasar al siguiente país, dice Scheller. Ella cree que es importante señalar que "Jordania se encuentra en una posición geográfica desfavorable y la gente no sale del Líbano en barco". En vez de eso, afirma, viajarán a través de Turquía.

Aún así, Scheller enfatiza el hecho de que Alemania está muy interesada en garantizar que ambos países permanezcan políticamente estables. Ella dice que a Alemania le interesa "apoyar de todo corazón a los que soportan la carga más dura".

Autor: Nicolas Martin (LGC/VT)

Deutsche Welle es la emisora internacional de Alemania y produce periodismo independiente en 30 idiomas. Síganos en Facebook | Twitter | YouTube |  

DW recomienda

Audios y videos sobre el tema

Publicidad