Alemania: disolución de Gobierno regional amenaza posición de Merkel | Alemania | DW | 14.03.2012
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Alemania

Alemania: disolución de Gobierno regional amenaza posición de Merkel

Merkel celebró la disolución del Gobierno de Renania del Norte-Westfalia, integrado por el SPD y Los Verdes, pretendiendo no ver los riesgos que supone para ella una nueva elección en el Estado más poblado de Alemania.

En el Estado federado más poblado de Alemania deberán celebrarse elecciones anticipadas en los próximos sesenta días: la alianza de centro-izquierda que llevaba las riendas de Renania del Norte-Westfalia se quedó sin apoyo parlamentario este miércoles (14.3.2012), tras presentar su proyecto presupuestario para 2012. Pero la canciller Angela Merkel y la coalición política que apuntala su Gobierno tienen poco de qué alegrarse; ni la Unión Demócrata Cristiana (CDU) ni el Partido Liberal (FDP) tienen probabilidades de ganar los nuevos comicios.

Pretendiendo no ver los riesgos que supone una elección adelantada en Renania del Norte-Westfalia –que puede coincidir con los comicios del 6 de mayo en la provincia alemana de Schleswig-Holstein–, Merkel se pronunció positivamente sobre la disolución del Gobierno regional integrado por el Partido Socialdemócrata de Alemania (SPD) y Los Verdes; un Gobierno de minoría tolerado por la CDU, el FDP y La Izquierda desde el 9 de mayo de 2010. La canciller desestimó que lo ocurrido en ese estado federado afecte al Gobiernio bajo su mando.

La importancia de Renania del Norte-Westfalia

Angela Merkel / Bundeskanzlerin / Kanzlerin / Bundesregierung

Merkel desestimó que lo ocurrido en ese Estado alemán afecte al Gobierno central.

Sin embargo, las encuestas sugieren que, si los habitantes de Renania del Norte-Westfalia votaran en breve, la socialdemócrata Hannelore Kraft y sus socios verdes podrían volver a regir juntos en ese Estado federado, esta vez con una clara mayoría. Los liberales, cuya popularidad en el país ha alcanzado niveles mínimos históricos, quedarían fuera del parlamento regional y los democristianos se hallarían sin aliados. De consumarse, la nueva derrota del CDU –el partido de Merkel– tendría un valor simbólico adicional nada auspicioso.

Las elecciones en la zona más poblada de Alemania –18 millones de almas– suelen interpretarse como un indicador de tendencias para los comicios generales. Una victoria de Kraft y Los Verdes en Renania del Norte-Westfalia se sumaría a los importantes triunfos que estos dos partidos consiguieron en votaciones regionales previas. Visto desde esta perspectiva, el hecho de que el Gobierno de minoría liderado por Kraft sólo haya durado dos años fue un golpe de suerte para sus integrantes. Las circunstancias los favorecen en este instante.

“La mejor calamidad que le podría haber pasado”

Hannelore Kraft Sylvia Löhrmann Haushalt Neuwahlen Nordrhein-Westfalen NRW

Kraft (derecha) y su socia en el Gobierno de Renania del Norte-Westfalia, Sylvia Löhrmann.

Algunos ven la política como un juego de destreza que a veces se asemeja al mikado, en donde los participantes deben demostrar la habilidad de sus muñecas, la estabilidad de su pulso. Otros insisten en que es un juego de azar, alegando que los políticos no pueden sino aprovechar las oportunidades que se les presentan. De ser así, parafraseando un titular del diario alemán Süddeutsche Zeitung, el fracaso de su Gobierno en Renania del Norte-Westfalia es lo mejor que le puede haber pasado a Kraft y a Los Verdes en este momento.

Según un sondeo encargado por el periódico de Colonia Kölner Stadt-Anzeiger, una alianza del SPD con los Verdes recibiría 50 por ciento de los votos en Renania del Norte-Westfalia, si las elecciones se realizaran en los próximos días. El SPD y la CDU estarían empatados con un 33 por ciento de popularidad (en 2010 el SPD contaba con un 34,5 por ciento y la CDU, con un 34,6 por ciento). Quienes más puntos han ganado son Los Verdes: 17 por ciento de popularidad en 2012 contra el 12,1 por ciento que tenían hace dos años.

¿Hannelore Kraft versus Norbert Röttgen?

Bundesumweltminister Norbert Röttgen

Röttgen dijo estar dispuesto a lanzarse como candidato a la jefatura del Gobierno de esa entidad.

La intención de voto por los liberales bajó de 6,7 por ciento, en 2010, al 2 por ciento, en 2012; en otras palabras, el FDP estaría lejos de obtener el 5 por ciento necesario para verse representado en el parlamento de ese Estado federado. También la Izquierda tiembla ante los resultados de las encuestas; hace dos años entró al parlamento regional con 5,6 por ciento de los votos, pero hoy sólo recibiría un 5 por ciento. El nuevo partido político Los Piratas, en cambio, tiene un índice de popularidad del 7 por ciento que les aseguraría varios puestos en el Landtag.

La preferencia de los electores fue mucho más clara cuando se les consultó sobre la persona que querrían ver en la jefatura del Gobierno regional: 42 por ciento de los ciudadanos votaría por la socialdemócrata Hannelore Kraft y el 21 por ciento, por su potencial adversario, Norbert Röttgen, jefe de la CDU en Renania del Norte-Westfalia. Röttgen dijo este miércoles (14.3.2012) que estaba dispuesto a lanzarse como candidato, pero para poder participar en la contienda tiene que renunciar a su cargo de ministro federal del Medio Ambiente.

Autor: Evan Romero-Castillo
Editor: Pablo Kummetz

DW recomienda

Publicidad