Airbus despedirá a 10.000 trabajadores | Economía | DW | 20.02.2007
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages
Publicidad

Economía

Airbus despedirá a 10.000 trabajadores

La cifra la ha avanzado el primer ministro francés, Dominique de Villepin. Angela Merkel y Jacques Chirac negociarán el viernes en Berlín el plan de ajuste del fabricante de aviones.

De Villepin ha revelado la cifra en una entrevista radiofónica.

De Villepin ha revelado la cifra en una entrevista radiofónica.

Los peores temores parecen confirmarse. La crisis que afecta a Airbus, la principal filial del consorcio aeronáutico europeo EADS, se saldará con un drástico recorte en la plantilla del fabricante de aviones, que afectará a 10.000 trabajadores. Así lo ha anunciado el primer ministro francés, Dominique de Villepin, en una entrevista a la emisora de radio francesa RTL.

Sólo han pasado 24 horas desde que Airbus aplazara la presentación, prevista para hoy, de su plan de ajuste "Power8", con el que tiene previsto ahorrar 5.000 millones de euros hasta el año 2010 y 2.000 millones anuales a partir de esa fecha. A falta de la presentación oficial del plan de ajuste, ha sido el primer ministro francés el encargado de airear el detalle más relevante, la cifra de despidos prevista.

Réplica desde Alemania

Rápidamente, ha llegado la reacción desde Alemania a las declaraciones de De Villepin. Ha sido el copresidente alemán de EADS, Tom Enders, el encargado de negar que se haya tomado ya una decisión respecto a la cifra de despidos que supondrá el plan de ajuste. "Quizás él sepa más que yo", ha dicho Enders respecto a las declaraciones del primer ministro francés.

Sea como sea, el objetivo de la reestructuración es paliar el fiasco de la gran apuesta del consorcio, el súper jumbo A380. Las demoras en la entrega del mayor avión comercial de la historia han provocado unas pérdidas estimadas en 4.800 millones de euros.

Equilibrio de poder

No es casual que sean políticos de primer nivel los que den un paso al frente y asuman el protagonismo en la crisis de Airbus. En juego están 10.000 puestos de trabajo, pero, sobre todo, el equilibrio de poder entre los dos grandes socios del fabricante europeo, Francia y Alemania.

Airbus Dossier Bild 3

El retraso del A380, la gran apuesta del consorcio, ha provocado pérdidas por 4.800 millones de euros.

De hecho, ha sido el desacuerdo sobre el reparto de trabajo para la fabricación del avión A350 el que ha provocado que se posponga la presentación del plan de ajuste. Según la prensa alemana, el fabricante de automóviles y accionista de EADS, DaimlerChrysler, fue el responsable de frenar la presentación del plan de ajuste, ante el temor que Fracia consiguiera gran parte del trabajo de fabricación del fuselaje del A350 en detrimento de Alemania.

Cumbre franco-alemana

Tan importante es la crisis de Airbus que los gobiernos alemán y francés tratarán la cuestión en una reunión de alto nivel que tendrá lugar el próximo viernes en el castillo berlinés de Meseberg. La canciller alemana, Angela Merkel, y el presidente francés, Jacques Chirac, dirimirán sus diferencias en un duelo de equilibrios del que podría salir un plan definitivo de reajuste para Airbus.

Pese a que el consejero delegado de EADS y Airbus, Louis Gallois, ha pedido una solución "económica" y no "política" a la crisis, se antoja difícil que los criterios empresariales se impongan en esta ocasión a los intereses nacionales. Ningún gobierno querrá aparecer ante sus ciudadanos como el responsable de haber cedido a las pretensiones de otro país.

En un segundo plano quedan los otros dos países con participación en Airbus, Gran Bretaña y España, también pendientes del reparto de la carga de trabajo del A350. Al igual que Francia y Alemania, también pretenden que sus factorías se vean afectadas lo mínimo posible por el plan de ajuste y obtener la mayor cuota en la fabricación del A350.

DW recomienda