¿Acoso sexual en las artes escénicas alemanas? | El Mundo | DW | 27.10.2017
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

¿Acoso sexual en las artes escénicas alemanas?

La Asociación Alemana de Casting (BVC) declaró: "¡El abuso sexual y el abuso (de poder) son parte triste de nuestra vida diaria!" DW habló con la directora de reparto Iris Baumüller, sobre este fenómeno y su dimensión.

Iris Baumüller, directora de reparto.

Iris Baumüller, directora de reparto.

Iris Baumüller es miembro de la Asociación Alemana de Casting (BVC) y de la Red Internacional de Directores de Casting. Ella fundó su propia empresa de casting hace 18 años y trabaja como profesora independiente en la International Film School y la Film Acting School Cologne.

DW: La declaración de la BVC habla de 'nosotros'. ¿Es esta una declaración de solidaridad, o los/las directores de casting también se ven afectados por el acoso sexual?

Iris Baumüller: Ambas cosas. Todos hemos recorrido un largo camino para convertirnos en directores de reparto. Todos hemos trabajado antes en equipos de grabaciones o en el teatro y conocemos el tema o somos directos afectados. Pero incluso en nuestra posición no somos inmunes al acoso, porque el 80% de los directores de casting somos mujeres. Es por eso que todos estamos sentados en el mismo bote.

Lea también: 

Eurocámara reclama estrategia europea contra el acoso sexual

Acoso sexual: más allá de Hollywood

El escándalo en torno a Harvey Weinstein y James Toback crece.  ¿Es tan grave la situación en Alemania?

Sí lo es. Y eso a pesar de que en Alemania no existen las estructuras de poder como en Estados Unidos, en donde hay verdaderos "capataces” dirigiendo estudios. El abuso y acoso sexual es el mismo, a diario. Tanto en el cine como en los teatros, y las academias de actuación.

¿Como directora de reparto ha recibido usted quejas de afectadas/os?

Sí, claro. Debido a la cercanía e intensidad del trabajo entre actores y actrices surgen problemas. Hay, por ejemplo, producciones en las que dos actores deben interpretar una intensa escena de amor: de antemano aclaran entre ellos qué tan lejos quieres ir, y si te gustaría besar, o que te toquen. Lo pactado debe cumplirse, pero no todos respetan la regla.

En Estados Unidos, en cambio, las escenas de amor y sexo son coreografiadas totalmente y se desarrollan como "acrobacias” en donde cada movimiento ha sido pactado y entrenado anteriormente. En Alemania, por el contrario, una vez que el director prende la cámara, espera que la escena ruede y no sea interrumpida porque una actriz considera que su pareja está yendo muy lejos.

A mujeres y hombres les cuesta mucho denunciar el acoso sexual. Las consecuencias privadas y profesionales pueden ser muy negativas. Algunas agencias de actores y actrices les recomiendan a sus clientes no publicar sus experiencias. ¿Entiende eso?

Sí. Muchas/os directores de agencias de reparto tienen una relación casi paternalista con sus clientes, y les aconsejan no hacer públicos los abusos porque eso puede desencadenar reacciones públicas incontrolables que puede terminar afectando sus carreras durante años. Hacer una terapia es más sensato, en estos casos.

¿Qué se puede hacer para cambiar algo?

Unir fuerzas con otras asociaciones, como la Asociación Federal de Artes Escénicas, Televisión y Locución (BFFS), así como con las asociaciones de productores y directores para que los jóvenes lo sepan, muy claro, en las academias de actuación: No creas que vas a ser contratada/o solo porque permites el abuso. No le creas a nadie que te prometa algo así. Y, si es que, gracias al abuso te contratan, no creas que ese es el trampolín para tu futura carrera.

Katharina Abel (jov/el)

DW recomienda

Publicidad