Abuelas de Plaza de Mayo dudan que Bonafini ignorara corrupción | Política | DW | 05.07.2011
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Política

Abuelas de Plaza de Mayo dudan que Bonafini ignorara corrupción

La vicepresidenta de Abuelas de Plaza de Mayo, Rosa Roisinblit, ve "dudoso" que el supuesto caso de corrupción en Madres de Plaza de Mayo se llevara a cabo sin el conocimiento de su presidenta, Hebe de Bonafini.

default

Rosa Roisinblit

"Ella dice que no sabía nada. Es un poco dudoso", dijo Roisinblit a la agencia dpa en Berlín, en una entrevista en la que también comentó el caso de los hijos adoptivos de la dueña del diario

"Clarín" y el aporte a los derechos humanos de los gobiernos que sucedieron a la última dictadura en Argentina (1976-1983).

Siguiendo la línea que ha venido manteniendo su organización, Roisinblit insistió en diferenciar de forma tajante a las Abuelas de Plaza de Mayo de las Madres de Plaza de Mayo.

"Cuando los periodistas me llamaron para consultarme, yo les pedí que no confundieran, que no nos metieran a todos en la misma bolsa. Abuelas no somos empresarias, no fabricamos casas. Abuelas buscamos nietos. Olvídense de decir: 'madres y abuelas'. Separen la paja del trigo. Nada que ver".

La Justicia argentina investiga un posible fraude al Estado del ex apoderado de Madres de Plaza de Mayo, Sergio Schoklender, sospechoso de haberse quedado con fondos que el gobierno de Cristina Fernández de Kirchner entregó a la organización para la construcción de viviendas sociales.

"Bonafini primero dijo un término muy grosero, porque ella siempre habla así", recordó Roisinblit. "Cuando le preguntaron por el caso dijo: 'yo no contesto pelotudeces'. Pero cuando vio que la cosa se puso turbia ya no eran pelotudeces y se presentó voluntariamente a la Justicia".

La titular de las Abuelas de Plaza de Mayo, Estela de Carlotto, "dijo que una presidenta tiene que saber todo lo que pasa en su institución, porque así es ella", añadió Roisinblit. "Hebe dice: 'yo no sabía'. Es un poco dudoso".

La vicepresidenta también consideró que el escándalo "trae un daño para todos los organismos de derechos humanos en Argentina": "Nos salpica a todos", lamentó.

Aun así Roisinblit, cuya hija fue secuestrada en 1978 con un embarazo de ocho meses, recordó que Bonafini tiene dos hijos desaparecidos. Por eso "creo que es digna de atención. No de protección, porque es muy capaz y puede defenderse sola".

El caso de los hijos de Herrera de Noble

Más relevante para las Abuelas de Plaza de Mayo es el caso de los hijos adoptivos de la dueña del grupo multimedios "Clarín", Ernestina Herrera de Noble, que aceptaron entregar muestras de sangre y saliva para cotejar su ADN y determinar si son hijos de desaparecidos apropiados ilegalmente.

Las Abuelas llevaban una década reclamando ese paso, pero Roisinblit, que ofreció una conferencia sobre el tema en Berlín, insistió en que "es un caso más. No es 'el' caso".

Si generó tanto revuelo, analizó, es porque Noble de Herrera es "una persona con gran poder económico, con gran poder periodístico. Porque la mayoría de los periódicos que hay en Argentina le pertenecen en cierta medida".

La "segunda" del organismo advirtió además que el examen de ADN a los hermanos Marcela y Felipe Noble Herrera no pondrá un punto final al caso, porque el Banco Nacional de Datos Genéticos (BNDG) puede seguir sumando nuevas muestras de familiares de desaparecidos.

"Puede coincidir con otras familias del banco. Y si no coincide, ya lo digo: el banco no está completo", señaló.

Por otro lado, Roisinblit descartó que un resultado negativo pueda perjudicar la imagen de Abuelas de Plaza de Mayo: "Nosotras nunca dijimos que esos chicos sean hijos de desaparecidos. Lo que dijimos desde un principio es que queremos saber si lo son o no. Ésa es nuestra forma de trabajo desde hace 34 años".

Haciendo un balance sobre los gobiernos que se sucedieron en la Argentina desde el retorno a la democracia en 1983, Roisinblit elogió al ex presidente Néstor Kirchner (2003-2007) y a su esposa y sucesora hasta hoy, Cristina Fernández de Kirchner: "Estuvieron muy cerca de los derechos humanos, dispuestos a ayudar, a descubrir verdades".

“Recordar también a Alfonsín”

Sin embargo, añadió, "no se puede olvidar" al primer presidente tras la dictadura, Raúl Alfonsín (1983-1989), que "dio al mundo un juicio contra las tres primeras juntas muy importante que tuvo trascendencia internacional" y además "mandó un proyecto de ley al congreso para la creación del banco nacional de datos genéticos".

Roisinblit se mostró incluso comprensiva con las leyes de Punto Final y Obediencia Debida, que limitaron los juicios a la dictadura y fueron aprobadas durante la presidencia de Alfonsín.

"Mucha gente lo critica por eso", señaló. "Pero yo opino que cualquier partido político que hubiera ganado las elecciones no habría podido asumir sin cierto condicionamiento. Esas leyes fueron el condicionamiento que tuvo el doctor Alfonsín para asumir como primer presidente después de la dictadura".

Las Abuelas de Plaza de Mayo lograron ubicar hasta ahora a 103 hijos de desaparecidos apropiados ilegalmente en la dictadura. La organización estima que en total hubo medio millar de casos.

"Es decir que faltan unos 400. Sabemos que en los pocos años que nos quedan por vivir no vamos a encontrarlos", señaló Roisinblit, de 90 años.

"Pero hay un grupo de gente joven que sigue nuestro trabajo: nietos recuperados, hijos de desaparecidos o gente solidaria que se acerca a trabajar con nosotros", destacó. "Ya tenemos el recambio".

dpa
Editor: Pablo Kummetz

DW recomienda

Publicidad