1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Alemania

Von der Leyen reconoce que lucha contra el EI será larga

La ministra de Defensa de Alemania explicó de qué forma Berlín apoyará a Francia en su lucha contra los yihadistas en Siria e Irak.

Apenas un día después de la solicitud formal realizada por Francia, Alemania oficializó su ayuda a la lucha contra el Estado Islámico en Irak y Siria, que se concretará con el envío de hasta seis aviones Tornado de reconocimiento, una fragata para proteger al portaaviones Charles de Gaulle, un satélite y recarga de combustible. El detalle de la colaboración la realizó este jueves (26.11.2015) la ministra de Defensa alemana, Ursula von der Leyen.

Para la autoridad, permanecer fuera de la coalición que combate al grupo yihadista no es más una opción si Alemania quiere mantener a raya la amenaza terrorista. “Todos hemos visto que los problemas se cruzarán en nuestro camino si no nos hacemos cargo de ellos a tiempo”, dijo Von der Leyen. “Si queremos combatir el terrorismo y las razones que hacen que la gente emigre, entonces tenemos que hacerlo localmente”, argumentó.

Ver el video 03:02

Berlín apoyará la lucha contra EI en Siria

La ministra, que habló tras una reunión del gobierno para analizar los pormenores de la colaboración alemana, reconoció que la lucha contra el Estado Islámico será una pelea de largo aliento, pero aseguró que los hechos han demostrado que es posible derrotar militarmente a la milicia radical, haciendo hincapié en las recientes derrotas que han sufrido las tropas islamistas en Siria e Irak.

Advierten de riesgos

El presidente francés, François Hollande, había pedido a la canciller alemana, Angela Merkel, que Berlín “hiciera más” en la lucha contra el EI. “Francia fue golpeada profundamente por los horrorosos ataques del Estado Islámico, pero sabemos que esta rabia inhumana puede también golpearnos a nosotros o a otros países en cualquier momento”, añadió la ministra Von der Leyen, que reconoció que adoptar la medida fue “difícil, pero necesario”.

La decisión supone un giro en la política alemana, que se ha resistido a intervenir directamente en el conflicto, pese a que algunas de sus tropas entrenan a las fuerzas kurdas en el norte de Irak. Por ello, el aporte no implica de ninguna manera que aviones de la Fuerza Aérea de Alemania vayan a participar en los bombardeos que llevan adelante Francia, Estados Unidos y Rusia.

La oposición ve con malos ojos la idea del gobierno. La parlamentaria de La Izquierda Sarah Wagenknecht advirtió que “si envías Tornados alemanas a Siria, solo estarás creando más terroristas e incrementando el riesgo de que haya un ataque en territorio alemán”.

DZC (dpa, AFP, Reuters, EFE)


DW recomienda

Audios y videos sobre el tema