1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Europa

Vacío legal despenalizó temporalmente ciertas drogas en Irlanda

Una decisión judicial ha legalizado durante más de un día en la República de Irlanda hasta un centenar de drogas de diseño y psicotrópicas, un vacío legal que el Gobierno de Dublín cerró de urgencia ante la alarma social que ha provocado.

Todo comenzó este martes (10.03.2015) tras conocerse el fallo del Tribunal de Apelaciones de Dublín sobre un caso de posesión de un tipo concreto de estupefacientes que exculpó al acusado y que, de un plumazo, legalizó un buen número de sustancias. Esa instancia judicial dio la razón a una persona hallada culpable en 2012 de posesión de "methylmethcathinone 4", un estimulante también conocido como mefredona, y que arguyó que las normas reguladoras de esta sustancia son inconstitucionales.

La mefredona está en la lista de unas cien drogas que el Gobierno irlandés incluyó de golpe en la Ley de Abuso de Drogas de 1977 hace casi cinco años, lo que provocó el cierre de miles de establecimientos que las vendían legalmente en todo el país. Con la decisión judicial de ayer, los calendarios irlandeses volvieron de repente a 2010, cuando la presión ejercida por asociaciones de padres y madres, de vecinos y por diversos grupos obligó al Ejecutivo a ilegalizar esas "nuevas drogas". En esa lista se encuentran la metanfetamina, el éxtasis, la ketamina y los hongos alucinógenos, así como otras sustancias mucho menos potentes que hasta su prohibición en 2010 se vendían en tiendas especializadas.

El Gobierno de entonces, liderado por el centrista Fianna Fáil, actuó con tanta rapidez como torpeza, pues la Justicia ha decretado ahora que sus restricciones violan la Constitución irlandesa. Ante el "considerable riesgo para la salud" que ha presentado este vacío legal, explicó el ministro irlandés de Sanidad, Leo Varadkar, el actual Ejecutivo, de coalición entre conservadores y laboristas, presentó ayer una ley de emergencia que fue aprobada por unanimidad en la Cámara baja del Parlamento de Dublín.

El texto también superó el filtro del Senado y ha sido ya remitido al presidente irlandés, Michael D. Higgins, quien ha estampado su rúbrica en el documento para que entre oficialmente en vigor después de esta medianoche. Durante estas más de 24 horas de "barra libre", Varadkar ha instado a los más jóvenes a que "no cayesen en la tentación" de probar ciertas sustancias, al tiempo que recordó los riesgos que conllevan las drogas. "Todas presentan un riesgo significativo para la salud, el cual supera cualquier supuesto beneficio recreativo que tengan", recalcó el ministro, licenciado en medicina.

El Ministerio de Sanidad irlandés ha emitido asimismo un comunicado para dejar claro que "el resultado de este caso" no afecta a las "leyes vigentes sobre la distribución, posesión o venta de otras drogas antiguas, como la heroína, la cocaína o el cannabis", las más consumidas en este país. "Sí que afecta a la posesión de ciertas sustancias psicoactivas nuevas que han sido añadidas a la Ley de Abuso de Drogas de 1977 por sucesivos gobiernos", recordó Sanidad en la nota.

Los tres jueces que forman el Tribunal de Apelaciones acordaron ayer por unanimidad que las restricciones impuestas sobre esas sustancias son inválidas e inconstitucionales. A pesar de los esfuerzos de las autoridades, algunos expertos sostienen que esta decisión judicial tendrá consecuencias para otros casos de posesión, venta o suministro de estas drogas, cuyos procesos acabarán seguramente exculpando a los acusados. A este respecto, el propio Varadkar reconoció hoy que sus asesores legales le han comunicado que "docenas" de casos pueden verse afectados (efe).