Un tribunal ordena arresto del presidente de Amnistía Internacional en Turquía tras ser liberado | El Mundo | DW | 01.02.2018
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Un tribunal ordena arresto del presidente de Amnistía Internacional en Turquía tras ser liberado

Las autoridades turcas decidieron hoy mantener en prisión al presidente de la rama turca de Amnistía Internacional (AI), Taner Kiliç, horas después de que un tribunal lo dejara en libertad con cargos.

Así lo informó este jueves (1.02.2018) el rotativo Evrensel. "Taner, presidente de Amnistía Turquía, sigue sin ser liberado a estas horas de la noche", publicó en su cuenta de Twitter Esteban Beltrán, director de la rama española de Amnistía Internacional, que acudió a la vista de ayer en Estambul.

"Vimos como era llevado de la prisión a una gendarmería en Esmirna y, mañana, en un castigo a él y su familia, lo llevan a otro tribunal", dijo Beltrán.

Kiliç fue encarcelado en junio de 2017 por presuntos vínculos con la cofradía del predicador exiliado Fethullah Gülen, al que Ankara responsabiliza del fallido golpe de Estado de 2016.

Un tribunal de Estambul decretó ayer su libertad con cargos y lo sometió a control judicial sin poder abandonar el país.

Según informaron sus abogados a medios turcos, el fiscal Caner Babaloglu volvió a pedir que se mantuviera en prisión preventiva a Kiliç, y al no obtener respuesta, acudió a otro tribunal, que ordenó su arresto.

"La gendarmería dice que Taner será llevado al tribunal de Aliaga (aquí en Esmirna) por la mañana", señaló en su cuenta de Twitter Andrew Gardner, investigador de AI en Turquía.

La principal prueba inculpatoria contra Kiliç, según la acusación, era la sospecha de que su teléfono móvil tenía instalado Bylock, un programa de mensajería cifrada que supuestamente fue desarrollado para las comunicaciones de la cofradía.

Sin embargo, la Fiscalía turca reconoció en diciembre pasado que, debido al uso de otras aplicaciones, al menos 11.000 personas se conectaban a Bylock sin saberlo, por lo que ordenó poner en libertad a unos mil sospechosos, pero no a Kiliç.

CP (efe, rtr)

Deutsche Welle es la emisora internacional de Alemania y produce periodismo independiente en 30 idiomas. Síganos en Facebook | Twitter | YouTube |  

DW recomienda