1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Tregua en Yemen tras "intento de golpe de Estado"

El gobierno de Yemen anunció el cese el fuego tras horas de enfrentamientos en los alrededores del palacio presidencial entre sus guardias y combatientes hutíes. Por la mañana se habló de una intentona golpista.

Los rebeldes hutíes y el Ejército de Yemen acordaron un alto el fuego que ya entró en vigor, tras horas de enfrentamientos entre ambos bandos en los alrededores del palacio presidencial.

El acuerdo fue alcanzado por representantes hutíes y los ministros de Interior y Defensa, explicó a dpa Ali al Quhum, miembro del buró político houthi. Según informó en Twitter la ministra de Información, Nadia Sakkar, el alto el fuego entró en vigor esta misma tarde.

Un grupo armado atacó en Saná el convoy del primer ministro yemení, Jaled Bahah, en medio de choques entre la guardia presidencial y el movimiento chií de los hutíes, informó a Efe una fuente de seguridad, mientras la ministra de Información, Nadia Sakkaf, aseguró que el jefe del Gobierno salió ileso.

La agencia estatal Saba informó que Hadi planea reunirse con sus asesores, entre ellos un representante del movimiento hutí, para abordar el conflicto.

Residentes de la capital, Saná, informaron de tiroteos y fuego de artillería en la zona. Mientras que los hutíes han pedido refuerzos, la guardia presidencial ha desplegado tanques alrededor del palacio, que se encuentra en el sur de la ciudad.

Ambas partes se acusan mutuamente de iniciar los enfrentamientos, los más graves en la capital desde que la milicia chií tomó el control de la ciudad en septiembre.

Un funcionario de seguridad señaló a la agencia alemana DPA, a condición de anonimato, que la batalla comenzó cuando una patrulla hutí se acercó demasiado al perímetro del palacio presidencial, por lo que los guardias abrieron fuego. La televisión houthi Al Maseera acusó a los guardias de estar disparando contra civiles.

El conflicto se produce dos días después de que la milicia chií secuestrara al jefe de gabinete del presidente Hadi. Ahmad bin Mubarak estaba de camino a entregarle al presidente una copia del borrador de la nueva Constitución del país cuando fue capturado. La nueva Constitución establece un sistema federal de seis regiones al que se oponen los chiíes porque dividiría áreas del norte de Yemen en las que tienen gran influencia entre tres regiones federales diferentes.

Secuestro e indignación

El secuestro de Bin Mubarak, que es el secretario general de la comisión que elabora la Carta Magna, provocó una indignada reacción en el sur de Yemen, de donde es originario.

Yemen, uno de los países más pobres del mundo árabe, enfrenta además una insurgencia islamista encarnada por Al Qaeda en la Península Arábiga (AQPA), la rama local de la red terrorista internacional, que ha realizado numerosos ataques contra los houthis en los últimos meses.

Similar a estos hechos, la ministra de Información de Yemen dijo que el palacio presidencial en la capital Saná fue atacado hoy en medio de enfrentamientos entre las fuerzas armadas y combatientes hutíes, en un hecho que describió como un intento de golpe de Estado.

La ministra, Nadia Sakkaf, no mencionó al bando que según dijo trataba de tomar el poder. La funcionaria agregó que una persona murió y que otras tres resultaron heridas en los enfrentamientos en Saná.

(Reuters, dpa)