1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Europa

Trabajadores británicos protestan contra la contratación de extranjeros

Cientos de trabajadores británicos se reunieron hoy en el condado de Lincolnshire para dar rienda suelta a su ira bajo el lema de "Trato británico para trabajadores británicos". De este modo, hacían patente su rechazo a que se emplee a extranjeros en un momento en el que la crisis económica y financiera genera despidos masivos.

En el transcurso del día, miles de trabajadores de diversas empresas energéticas se unieron a las manifestaciones en todo el país.

Las protestas, organizadas por los sindicatos, iban dirigidas principalmente contra la contratación de más de 100 empleados italianos y portugueses en las obras de una refinería en el condado de Lindsey, en el este de Inglaterra, donde la petrolera francesa Total encargó a una compañía italiana la construcción de una nueva planta, que costará alrededor de 220 millones de euros.

En entrevistas concedidas a la televisión, los trabajadores británicos se mostraron indignados por el hecho de que ciudadanos de otros países de la Unión Euroepa puedan trabajar en el Reino Unido, a veces resultando más baratos. "Se trata de la lucha por el derecho al trabajo en nuestro propio país, no tiene nada que ver con el racismo", dijo un portavoz del sindicato Unite. El sindicalista Bernard McAuley aseguró que existían suficientes trabajadores nacionales, formados y sin empleo, que estarían dispuestos a trabajar en la refinería.

Un portavoz del primer ministro británico, Gordon Brown, declaró que el Gobierno planteará el caso y "hará todo lo posible para respaldar al empresariado británico". La concesión a la empresa italiana se hizo cuando los trabajadores de la construcción británicos escaseaban, algo que ahora no ocurre.

El Reino Unido sufre una fuerte recesión a causa de la crisis financiera global. En la UE todos los ciudadanos tienen derecho a establecerse y trabajar en cualquiera de los 27 Estados miembros. (dpa)