1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Termina el ataque talibán en Kabul con otro policía español muerto

Las fuerzas especiales abaten al último asaltante tras nueve horas de tiroteo. También han muerto cuatro agentes afganos y otros tantos talibanes. Además, hay nueve civiles heridos.

Un subinspector policía se convirtió esta madrugada (12.12.2015) en la segunda víctima mortal española del

ataque talibán

contra una casa de huéspedes situada junto a la Embajada Española en Kabul, según ha informado el Gobierno español. La cifra total de fallecidos se eleva así a diez, entre los que se encuentran cuatro agentes afganos y los cuatro asaltantes. También hay nueve civiles heridos.

El ataque se ha prolongado durante nueve horas. Los insurgentes asaltaron una casa de huéspedes frecuentada por estadounidenses y otros extranjeros, y luego se refugiaron en la embajada, que fue evacuada. El portavoz del Ministerio de Interior afgano, Sediq Sediqqi, dijo a Efe en Kabul que los tres atacantes que penetraron en el edificio fueron abatidos, mientras que un cuarto insurgente suicida pereció en la explosión de un coche bomba al inicio de la acción.

La operación finalizó sobre las 06:00 am hora local (02.30 GTM), cuando las fuerzas especiales dieron por "despejada" la zona. Los talibanes reivindicaron a través del Twitter de su portavoz, Zabiullah Mujahid, la autoría del ataque al anunciar que algunos de sus atacantes suicidas habían accedido a una casa de huéspedes para "ocupantes extranjeros" en la capital afgana, sin mencionar la legación diplomática española.

Es el segundo ataque importante esta semana, después del perpetrado contra el aeropuerto de Kandahar que se saldó con 68 muertos. Hace escasos días los presidentes de Afganistán y Paquistán acordaron retomar las negociaciones con los talibanes. "Los muyahidines están avanzando por todo el país, haciéndose con territorios y destruyendo centros enemigos", afirmó Mujahid. "Decirles que se sienten a la mesa de negociaciones es estúpido".

LGC (EFE /dpa / Reuters)


DW recomienda