“Tecnología de línea de gol estará lista a tiempo” | Deportes | DW | 14.04.2013
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Deportes

“Tecnología de línea de gol estará lista a tiempo”

A diez semanas del partido inaugural de la Copa Confederaciones en Brasil, los trabajos de instalación de la tecnología que promete acabar con los goles dudosos avanza según el plan.

La firma GoalControl trabaja ya mismo en la instalación de las cámaras en los estadios de Brasil para la Copa Confederaciones.

La firma GoalControl trabaja ya mismo en la instalación de las cámaras en los estadios de Brasil para la Copa Confederaciones.

Deutsche Welle conversó con Dirk Broichhausen, director operativo de la firma alemana GoalControl, encargada por la FIFA de ejecutar la máxima revolución tecnológica del fútbol: la instalación de aparatos que detectarán si un gol fue gol o no, en caso de jugadas dudosas. Broichhausen se explaya sobre cómo marchan los preparativos del “momento de la verdad” este mes de junio.

¿Nervioso con la gran tarea que tiene su firma por delante?

El mundo entero mira a Brasil, la Copa Confederaciones es la prueba general del Mundial y eso para nosotros más que algo importante, es una tarea grandiosa que es prioridad.

Quizás por ser la gran prueba de una revolución tecnológica.

Catalogarlo así, sólo como una prueba, sería injusto con un torneo de la envergadura y el prestigio de la Copa Confederaciones. Nosotros lo consideramos como el evento donde podremos mirar si todo funciona en el escenario real, pero tomándolo como un torneo a la misma altura y de la misma importancia que el Mundial.

¿También porque de lo que allí pase dependerá que la tecnología de la línea de gol esté presente en el Mundial 2014?

Correcto. Nosotros tenemos una opción contractual en la cual se establece que si en la Copa Confederaciones todo marcha como esperamos, discutiremos con la FIFA todo lo relacionado con el uso de la tecnología de la línea de gol en el Mundial de Brasil 2014.

¿Entonces, todo debe funcionar?

¡Por supuesto! ¡Y así será!. El reto logístico en Brasil es inmenso, pero con muchísima anticipación nosotros meditamos sobre cómo sacar todo adelante, así que tampoco nos tomó por sorpresa la decisión de la FIFA. Estamos preparados para cumplir con las metas. Además, en Brasil ya hemos trabajado, entregando cámaras para la vigilancia en el sector industrial, tenemos clientes y contactos, por lo cual tampoco es que ingresemos a un terreno desconocido.

¿Alcanzarán los dos meses que faltan para el partido inaugural de la Copa Confederaciones para tener todo listo?

El sistema está a punto de ser instalado, casi todo se encuentra ya almacenado en Brasil listo para su montaje, y en las próximas dos semanas estaremos ya trabajando en ello en los seis distintos estadios que albergarán los partidos de la Copa Confederaciones.

¿Les han causado dificultades las diferencias arquitectónicas de un estadio al otro?             

Es cierto que cada estadio tiene sus características arquitectónicas propias, pero una de las razones por las cuales la FIFA se decidió por nuestra propuesta fue el hecho de que la tecnología usada por nosotros es muy flexible y se puede adaptar a cada particularidad de construcción de los estadios.

¿Qué tan involucrado está Brasil en este proyecto de instalación de la tecnología?

Nosotros tenemos en el país tres equipos, cada uno compuesto por cinco personas, encargados de adelantar todo lo que requiere la instalación de la tecnología. También está en nuestros planes crear en Brasil una empresa local que se encargue de todo lo relacionado con lo operativo para el Mundial 2014, y en el futuro del mercado en las ligas de esa región del mundo.

¿Qué pasará con las cámaras y todo el montaje tecnológico al finalizar la Copa Confederaciones?

Eso aún no se ha decidido, pero una de las ideas es que, con miras al Mundial 2014, la tecnología se deje ya montada en los estadios, lo cual tiene sentido. La decisión, sin embargo, queda pendiente.

¿Hay riesgo de que la tecnología fracase?

Yo no veo ninguno. Quizás el único problema grande que podría presentarse es que los estadios no estén listos a tiempo para que nosotros instalemos lo que necesitamos, pero esa eventualidad es poco probable que suceda, y ello no tendría que ver con la tecnología. Pero incluso si ello pasara, nosotros tenemos un plan de emergencia, y nos ocuparemos que de todo funcione.

Probablemente usted y su firma serán los únicos que se alegren cuando en la Copa Confederaciones se genere la duda sobre si el balón entró o no entró al arco, sobre si hubo o no hubo gol…

Quizás sí, porque aunque nosotros nos alegramos por cada gol, no hay duda que celebraremos con mayor entusiasmo cada jugada dudosa que ponga a prueba nuestro sistema, aquellos disparos que exijan la tecnología de la línea de gol serán los que nos entusiasmarán más.

Autor: Daniel Martínez
Editor: Diego Zúñiga

DW recomienda