1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Revés de Obama pone en peligro TLC Asia-Pacífico

La Cámara de Representantes de Estados Unidos rechazó una ley para compensar a trabajadores afectados por iniciativas de libre comercio.

Las propuestas de ley fueron incluso rechazadas por la líder de la minoría demócrata en la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi.

Las propuestas de ley fueron incluso rechazadas por la líder de la minoría demócrata en la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi.

Obama busca en el Congreso la aprobación de la ley de autoridad "fast-track" (vía rápida) para negociar el Acuerdo Trans-Pacífico de Asociación Económica (TPP por sus siglas en inglés) con 11 países, incluido México. Pero la decisión de la Cámara de Representantes representa un importante revés para sus intenciones.

La Cámara de Representantes aprobó por 219 votos contra 210 la ley para darle autoridad "fast track" a Obama, pero rechazó una legislación para ofrecerle una compensación a los trabajadores estadounidenses que pudieran perder su trabajo a raíz de los tratados de libre comercio por 302 votos ante 126 positivos. Sin embargo, como el Senado vinculó ambas legislaciones, todo el paquete deberá ser renegociado con la cámara alta, a menos que la Cámara de Representantes reconsidere su voto sobre la compensación de los trabajadores (trade adjustment assistance bill, TAA).

La medida "fast-track" permite que el gobierno negocie los acuerdos comerciales por su cuenta y luego los someta a votación en el Congreso para su aprobación o rechazo en su totalidad, sin posibilidad de introducir enmiendas. Obama pidió a los representantes que reconsideren su decisión y apuntó que la actual legislación, que vence pronto, apoya a unos 100.000 trabajadores estadounidenses que perdieron sus empleos debido a tratados de libre comercio: "Insto a la Cámara a que apruebe el TAA sin demora para que más trabajadores de clase media puedan tener la oportunidad de participar y tener éxito en nuestra economía global", señaló.

"Derrota legislativa"

El portavoz de Obama, Josh Earnest, describió la votación como "derrota legislativa" y habló de "trabas" y de que el procedimiento había sido un "caos". Eearnest aseguró que el tema será objeto de "gran cantidad de conversaciones" el fin de semana para que se abra un nuevo proceso legislativo.

El presidente estadounidense había intervenido personalmente en el tema antes de la votación al visitar sorpresivamente a los representantes demócratas en el Capitolio, en Washington, para convencerlos de aprobar sus iniciativas. Pero las propuestas de ley fueron incluso rechazadas por la líder de la minoría demócrata en la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi. "(La Cámara) debe frenar el fast-track para lograr un mejor acuerdo para el pueblo estadounidense", dijo antes de la votación.

Escepticismo demócrata

En el Partido Demócrata de Obama, sobre todo, hay gran escepticismo en relación con los tratados de libre comercio, ya que muchos representantes creen que quitarán empleos a los estadounidenses y que no contemplan la protección del medio ambiente. También hay opositores a los tratados entre los republicanos, que en general suelen favorecer este tipo de acuerdos.

El jueves, Obama llamó al presidente de la Cámara de Representantes, el republicano John Boehner. Luego, por la noche, visitó sin previo aviso un partido de béisbol organizado por el Congreso en Washington para poder hablar en persona con los representantes. En pocas ocasiones Obama se había involucrado tanto en la aprobación de una ley.

Como sea, parece que el acuerdo de libre comercio con la Unión Europea (TTIP) no se vería afectado por esta medida, dado que su concreción ya no se daría durante el mandato de Obama, que finaliza en enero de 2017.

RML (dpa, efe)