1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Economía

Rescate para Chipre: “una medida de profundo alcance”

Alexander Graf Lambsdorff, presidente interino de la bancada liberal en el Parlamento Europeo, se muestra satisfecho con el acuerdo alcanzado para el rescate de Chipre y destaca la reacción de alivio de los mercados.

Las propuestas para rescatar a Chipre de la quiebra brillaban por su ausencia y el Banco Central Europeo (BCE) estaba por interrumpir el flujo de dinero hacia el país mediterráneo cuando el Gobierno de Nicosia accedió, en el último minuto, a cumplir las condiciones que se le impusieron a cambio de los auxilios financieros: los ahorristas con los depósitos más elevados en los bancos nacionales también serán involucrados en la financiación de las medidas para superar la crisis fiscal de la isla. Después de todo, esos depósitos se perderían de todas maneras si Europa no socorriera a Chipre. Dirk-Oliver Heckmann, de la emisora Deutschlandfunk, habló sobre el desarrollo de la cuestión chipriota con Alexander Graf Lambsdorff, presidente interino de la bancada liberal del Parlamento europeo.

Dirk-Oliver Heckmann: Europa va a pagar para rescatar a un país que atrajo inversionistas prometiendo impuestos bajos. ¿Qué sentido tiene esto?

Deutschland Parteien Alexander Graf Lambsdorff

Alexander Graf Lambsdorff, presidente del Partido Liberal de Alemania (FDP) en el Parlamento europeo.

Alexander Graf Lambsdorff: Bueno, es cierto que vamos a pagar por un país que puso en práctica un modelo de negocios discutible; pero ese modelo está llegando a su fin. Lo que se busca es mantener la cohesión de la eurozona, lo cual es una decisión razonable.

Pero la gente en el bloque comunitario, sobre todo en Alemania, se pregunta por qué se les pide pagar y proponen más bien dejar que Chipre quiebre, alegando que estimuló la evasión fiscal y que no es relevante para el sistema de la Unión Europea (UE)…

La rabia de la gente de cara al modelo de negocios chipriota está justificada, pero la rabia es una mala consejera. En lo que a la relevancia de Chipre para el bloque comunitario se refiere, yo veo la situación de otra manera: puede que los recursos económicos que aporta la isla no sean muy grandes; pero eso no es lo único que cuenta en una unión monetaria. La estabilidad de esa unión también es importante y, si Chipre saliera aparatosamente de la zona euro, nadie podría asegurar que no tendría lugar un efecto dominó.

Los expertos sugieren que la quiebra de Chipre no habría sido mal recibida por las bolsas de valores…

Puede ser, pero, a juzgar por las reacciones de la bolsa, la decisión tomada para rescatar a Chipre es bien vista en los mercados. Yo creo que en los mercados se respira con alivio por la estabilización de la eurozona.

En el centro de la controversia siempre estuvo la propuesta de obligar a todos los ahorristas chipriotas a renunciar a parte de sus depósitos para poner coto a la crisis del país. Ahora se dice que el 40 por ciento de los depósitos superiores a los 100.000 euros serán usados para financiar la crisis. ¿No es eso una expropiación?

Esa es una medida de profundo alcance, de eso no cabe duda. Pero, al contrario del primer paquete de medidas, en el actual se contempla involucrar también a los acreedores y a los dueños de los bancos, y no solamente a los ahorristas. Eso es tan decisivo como el hecho de que no serán los depósitos de los pequeños ahorristas los que se verán afectados, sino los fondos turbios rusos o el dinero griego evadido.

Muchos chipriotas acusan al Eurogrupo de haber querido desangrar al hombre de a pie mediante el primer paquete. En términos políticos, ¿no se le ha hecho un daño considerable al tejido de la UE?

Yo ya lo he dicho muy claramente en otras ocasiones: la primera propuesta hecha por el Eurogrupo fue una propuesta absolutamente improcedente…

…pero el ministro alemán de Finanzas, Wolfgang Schäuble, apoyó la propuesta de Dijsselbloem…

Yo consideré ese respaldo como un error y lo dije claramente. Pero el responsable de semejante recomendación es el señor Dijsselbloem. Entonces se ha debido decir: ‘aquí no se trata únicamente de Chipre, sino también de la confianza de los europeos en el sistema bancario, que debe ser estabilizado’.

¿Qué tan seguro está usted de que la mayoría de los diputados del Parlamento alemán votará a favor del nuevo paquete para rescatar a Chipre? En las últimas votaciones hubo disidentes hasta en las filas del Gobierno de coalición…

Yo creo que la oposición en Alemania va a actuar responsablemente, como lo ha hecho en el pasado. No hay razón para que los miembros del Bundestag no apoyen el paquete en cuestión.

Autor: Dirk-Oliver Heckmann (ERC)

Editor: Emilia Rojas Sasse

DW recomienda