1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

La prensa opina

Reacción oportuna

Editorialistas alemanes consideran oportuna la actuación de los tribunales alemanes al condenar a dos jóvenes inmigrantes que apalearon a un anciano alemán, en Múnich.

default

Escena del ataque en el subterráneo de Múnich.

El Neue Osnabrücker Zeitung comenta la sentencia a dos jóvenes que atacaron a un ciudadano alemán al que pusieron al borde de la muerte: “El incidente en el tren subterráneo de Múnich desató un debate sonoro acerca de la criminalidad juvenil y aquella por parte de extranjeros. La corte ha demostrado que el marco jurídico es suficiente para castigar este tipo de delitos. Pero incluso esto fue utilizado por los políticos para echar leña al fuego, pidiendo la deportación de los responsables. Hay muchas dudas en cuanto a que tal pena pudiera en realidad ser aplicada.”

¿Agudizar las penas?

El Süddeutsche Zeitung, de Múnich, hace la siguiente reflexión: “La Unión Cristiana Social que gobierna en Baviera pretende, tras la condena, agudizar aún más las penas, como si dijera: en Hesse tuvieron razón quienes hicieron de los extranjeros un tema de campaña. Pero quizá la causa del fracaso de estas campañas estriba en el hecho de que la indignación no logró convencer a los electores. Ahora se discute sobre la posible deportación de los sentenciados. Este debate persigue una sola meta: posicionar a los gobernantes bávaros como un partido de ‘línea dura'.”

Intervención oportuna

Desde Chemnitz, el Freie Presse coincide: “El caso demuestra que las cortes alemanes son capaces de reaccionar oportunamente y ser firmes. El derecho penal alemán, cuando se le utiliza bien, dista de ser blandengue. Pero la esperanza de que la condena disuada a posibles futuros perpetradores es poca. Se sabe ya que la citada fórmula ‘penas más duras son igual a mayor disuasión y a menor criminalidad' no concuerda con la realidad.”

Inmigración selectiva

El Neues Deutschland opina así desde Berlín sobre la política de “inmigración selectiva” que viene ganando terreno en la Unión Europea: “La inmigración educada es recibida con besos en la mano; los poco calificados y los solicitantes de asilo se enfrentan al rechazo. Mientras nuestros valores sociales nos llevan a una guerra en busca de saciar el hambre energética, en perjuicio de economías que han sido orilladas a la parálisis, se niega a las víctimas de estos santuarios de materias primas el derecho funamental al asilo. Al mismo tiempo, se torpedean los esfuerzos de los países pobres, que con gran sacrificio pretenden formar su propia mano de obra. Así que el llamado ‘pacto de inmigración' que llevará a cabo la Unión Europea se revela como un golpe de puño.”

Inmigrantes sin estímulos

El tageszeitung opina sobre este tema, en relación a Alemania: „¿Qué pasa cuando los inmigrantes se encuentran cada vez mayores obstáculos en vez de estímulos? Esto quedó demostrado en un estudio reciente: 40 por ciento de los estudiantes de origen turco afirmaron que trabajarían mejor en turquía que en Alemania luego de titularse. En la intensa competencia global por la mano de obra calificada, la fuga de cerebros es un lujo que ningún país puede permitirse. Así que en vez de quebrarse la cabeza ideando preguntas ingeniosas, el gobierno federal debería hacer más atractiva la nacionalización para estos inmigrantes altamente calificados.”

DW recomienda