“Quiero un país serio y que la ley valga para todos”: Lugo | América Latina | DW | 20.05.2011
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

América Latina

“Quiero un país serio y que la ley valga para todos”: Lugo

El presidente de Paraguay, Fernando Lugo, presentó en Alemania resultados convincentes de su gestión a tres años de haber asumido el poder. “El cambio se está produciendo” dijo, al enumerar las prioridades de su gestión.

default

El presidente de Paraguay, Fernando Lugo.

El llamado “cura de los pobres” presentó resultados macroeconómicos y avances sociales que son la envidia de otros líderes de la región. Tres años después de que asumiera él y su equipo el timón en un Estado hasta entonces organizado en torno a la corrupción, Lugo dice ahora que lo más difícil ha sido construir consensos. “No existe un paradigma de Estado, un Estado homogéneo en Paraguay”, reconoció Lugo al explicar ante un abarrotado auditorio en la Fundación Friedrich Ebert, las prioridades de su gestión y las dificultades que aún tiene por delante.

Lo primero fue mostrar las buenas notas: “Por primera vez en la historia tuvimos en el 2010 un crecimiento económico de 15.3%, que se explica por el buen rendimiento del sector agropecuario, los servicios y la producción”.   Lugo explicó que el desempeño económico de su país, que lo colocó en el 2010 en el segundo puesto de mayor crecimiento económico del mundo, después de Qatar y antes que Singapur, Taiwán, India y China, ha dejado perplejos a muchos observadores que se preguntan ¿Qué está pasando en Paraguay, un país pequeño y agrícola, que ha saltado a los rankings internacionales?

Fernando Lugo Präsident Paraguay zu Besuch in Berlin

¿Qué está pasando en Paraguay?

Superar dificultades

“Políticamente es el resultado de una gestión administrativa comprometida con superar muchas de las dificultades estructurales que hemos heredado de un partido hegemónico, (El Partido Colorado), que estuvo más de 60 años en el poder y que se perpetuó a través de políticas públicas clientelistas en el marco de una corrupción generalizada”, dijo el mandatario paraguayo, al tiempo que destacó algunos avances en políticas sociales, que han reducido la pobreza en un 2.8%

Reconoció que la mejoría económica no es perceptible todavía entre toda la ciudadanía debido a que es necesaria una reforma fiscal que cargue tributariamente más a los ricos para tener más recursos para políticas públicas de ayuda a los pobres. Lugo señaló que las prioridades en este sentido son el acceso gratuito a la salud, la disminución del déficit habitacional, del analfabetismo y de la extrema pobreza.

El ex-obispo se lamentó de que los grandes intereses económicos sin freno han deforestado su país depredando el hábitat de los pueblos guaraníes originarios. “Hemos contaminado su agua, su tierra y sus bosques”, dijo, enumerando éstos en guaraní.

Uno de los mayores éxitos de su gestión es la revisión del Tratado de Itaipú, que ha supuesto que Brasil pague tres veces más, a precios de mercado, la energía generada por la hidroeléctica en la represa de Itaipú, en Paraguay. “Cuando propusimos renegociar el Convenio de Itaipú muchos se rieron de nosotros, como Don Quijote iniciamos las conversaciones. Lula convenció a la clase empresarial de que se había beneficiado de la energía paraguaya durante mucho tiempo”, explicó.

Fernando Lugo Präsident Paraguay zu Besuch in Berlin

El presidente paraguayo se rió cuando le preguntaron qué era para él Hugo Chávez.

Grandes reformas pendientes

Lugo reconoció que los cambios estructurales son lentos, aludiendo a una de las grandes deudas que hay todavía en su país que es una reforma agraria, así como una reforma fiscal, para que los que tienen más paguen más y que permita que haya un crecimiento con equidad. Recordó como la cúpula adinerada lo vinculaba con Hugo Chávez y Evo Morales para difundir que era como un Robin Hood que quería quitarles sus bienes para repartirlos entre los pobres. “Yo quiero que Paraguay sea un país serio y que la ley valga para todos, no para unos cuantos”, advirtió.

El mandatario reconoció que su país ha sido tradicionalmente generador de inmigrantes, que buscan un mejor futuro en Estados Unidos, Argentina y España. No ocultó que en su país ha aumentado el cultivo de marihuana y el narcotráfico, pero enfatizó que tampoco Paraguay tiene el monopolio de esa problemática.

Paraguay tiene la presidencia “pro tempore” del Mercosur y en noviembre asumirá la presidencia “pro tempore” de Unasur. “Ambos constituyen la apuesta decisiva hacia una integración regional pero con rostro humano. Son construcciones que se realizan en el marco del pluralismo”, destacó el mandatario y añadió que estos procesos de integración posicionan a América del Sur como un actor creíble y privilegiado en las relaciones internacionales, de cara al cambio climático y el tema energético. 

Fernando Lugo Präsident Paraguay zu Besuch in Berlin

Merkel elogió los logros alcanzados por Lugo desde que asumira el poder en 2008.

Merkel elogió los logros

Su primera visita a Europa desde que fue elegido en 2008 comenzó con un encuentro con la canciller alemana, Angela Merkel. La líder democristiana elogió los avances logrados por el país sudamericano y lo animó a continuar por el camino de reformas. “Aún queda mucho por hacer, pero Alemania quiere estar ahí para apoyar”, dijo Merkel al tiempo que se manifestó a favor de estrechar las relaciones entre Mercosur y Unión Europea.

Lugo fue recibido este viernes con honores militares por el presidente alemán Christian Wulff. El presidente paraguayo concluirá su gira europea en Bruselas el martes, en calidad de presidente de Paraguay y presidente “pro tempore” de Mercosur.

 Autora: Eva Usi

Editor: Enrique López

DW recomienda