¿Quién mató a Benazir Bhutto? | Política | DW | 29.12.2007
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Política

¿Quién mató a Benazir Bhutto?

El presidente pakistaní, Pervez Musharraf, responsabilizó a Al Qaeda del atentado contra Bhutto. El entorno de Bhutto rechaza esa interpretación. También los islamistas niegan haber cometido el atentado.

default

Retrato de Benazir Bhutto: ¿quién dio orden de matarla?

Desde el mortal atentado contra Benazir Bhutto han muerto hasta el mediodía del sábado (29.12) unas 30 personas en Pakistán. Las fuerzas de seguridad están en estado de alarma, el ministerio del Interior tiene orden de disparar.

Con la muerte de Benazir Bhutto acaba también una era política en el país. Benazir lideró durante treinta años el Partido Popular Pakistaní (PPP), que fundara su padre.

Trauer um Benazir Bhutto

Un hombre fuera de la mezquita de Makki, en una oración en memoria de Benazir Bhutto.

Según el ministerio del Interior de Pakistán existen pruebas irrefutables de que responsable del atentado del jueves es la red terrorista Al Qaeda. Según portavoces del ministerio, el servicio secreto captó una conversación telefónica del supuesto jefe de Al Qaeda en Pakistán, Baitulá Mehsud, en el que éste felicita a los organizadores del atentado.

Mutuas acusaciones

Mehsud es un importante jefe tribal pashtún en la disputada región de Waziristán, limítrofe con Afganistán. El indicado ha rechazado, sin embargo, las acusaciones. Un portavoz de Mehsud negó en varias conversaciones vía teléfono satelital con medios internacionales que éste estuviera envuelto en el atentado. Agregó que se trata de un complot del Gobierno, las Fuerzas Armadas y los servicios secretos de Pakistán.

El abogado Athar Minalá también duda de la teoría gubernamental. Minalá es uno de los abogados próximos al juez supremo Iftiquar Chaudry, depuesto por el Gobierno y que sigue bajo arresto domiciliario.

Militär in Larkana, Pakistan

Un soldado de fuerzas paramilitares pakistaníes monta guardia en las calles de Larkana, ciudada natal de Benazir Bhutto.

Minalá exigió una investigación independiente de los hechos: “Benazir Bhutto fue la presidenta de uno de los mayores partidos políticos del país y líder de las fuerzas liberales y moderadas. Por ello es esencial que justamente en este caso no quede cuestión alguna sin aclarar”, dijo segúna la radio y TV alemana NDR.

No obstante, nada está más lejos de ello actualmente. Hasta ahora se partía de que el autor del atentado había disparado sobre Bhutto, antes de autoinmolarse con una bomba y arrastrar a la muerte a 20 partidarios de Bhutto que se hallaban alrededor de él.

Javid Chima, del ministerio del Interior pakistaní, presentó otra variante en una conferencia de prensa. Según Chima, Bhutto no murió por efecto de balas: “Cuando el autor del atentado hizo explotar la bomba que llevaba consigo, se generó una gran onda expansiva. Esa onda expansiva lanzó a Bhutto hacia el interior del vehículo en el que se hallaba. Su cabeza golpeó contra el techo y la manija del techo corredizo”.

“La versión oficial es escandalosa”

Sherry Rehman, portavoz de Bhutto, que en el momento del atentado se hallaba en la caravana de automóviles, rechazó esa interpretación en declaraciones a varios canales de televisión: “Vi una herida de bala, que entró por la nuca y salió por el lado opuesto. La versión oficial es escandalosa, porque intenta echar un velo sobre lo que realmente sucedió.”

La atención llama también que el médico que dijo al mundo que Bhutto murió por una herida de bala, se retractase al día siguiente y asegurase en conferencia de prensa que Bhutto se había fracturado la sien derecha

El político de oposición Imran Khan, uno de los más acérrimos críticos de Musharraf, dijo en declaraciones a la DEUTSCHE WELLE: “Tenemos la impresión de que el Gobierno intenta echarle la culpa de todo a Al Qaeda y los terroristas. Pero también puede haber otros que tuvieran interés en la muerte de Bhutto. La gente que ha estado en el poder los últimos cinco años se sentía seguramente amenazados por Benazir. ¿Por qué no puede haber sido esa gente? Por ello exigimos una investigación por parte de jueces independientes, los que han sido depuestos, y no parte de la pseudo Justicia de Musharraf”.

Otros políticos le echan más directamente la culpa a Musharraf y las Fuerzas Armadas. Javed Hashmi, vicepresidente de la Liga Muslim, de Nawaz Sharif, dijo, también a DEUTSCHE WELLE: “Para nosotros se trata de una conspiración, pues las elecciones no hubiera arrojado los resultados deseados por Musharraf. Cuando, hace un par de días, conversé con el suegro de Benazir, Hakim Ali Zardari, coincidimos en que los generales no iban a dejar mucho con vida a Benazir Bhutto”.

DW recomienda