1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Europa

¿Quién es el socio de coalición de Syriza?

Los opuestos se atraen: Alexis Tsipras, el nuevo primer ministro griego, forma coalición con la derecha populista de los Griegos Independientes. El rechazo a la política de ahorro une a ambos partidos desde hace tiempo.

Panos Kammenos, jefe del partido derechista Anel, y el primer ministro griego de izquierda, Alexis Tsipras.

Panos Kammenos, jefe del partido derechista Anel, y el primer ministro griego de izquierda, Alexis Tsipras.

El “matrimonio político” entre el partido de izquierda Syriza y la derecha populista Griegos Independientes (Anel) no fue algo del todo inesperado. Al igual que la izquierda griega, Anel ha calificado reiteradamente a los acreedores internacionales como los “invasores de Grecia”. Ambos partidos rechazan vehementemente las medidas de austeridad de la Unión Europea, el Banco Central Europeo y el Fondo Monetario Internacional. Asimismo, Anel apoya las exigencias de pagos de reparación alemanes de la Segunda Guerra Mundial, al igual que la izquierda en Atenas.

Desde que en 2012 ambos partidos votaran contra el programa de ahorro presentado por el entonces primer ministro Antonis Samaras, se han ido acercando, y casi no se han vuelto a atacar mutuamente en el Parlamento. Ahora los Griegos Independientes le sirven al nuevo primer ministro Alexis Tsipras para conseguir la mayoría.

Pese a sus posiciones conjuntas en relación con la política de ahorro, los programas de estos partidos difieren mucho en varios temas centrales. La derecha populista se opone a la secularización, aboga por la reducción de impuestos para impulsar las inversiones y pretende que se expulsen a los inmigrantes sin papeles. Estas demandas son inaceptables para la mayoría de los votantes del partido de izquierda Syriza.

Militantes de Syriza festejan la victoria electoral de la izquierda.

Militantes de Syriza festejan la victoria electoral de la izquierda.

“Entre ambos bandos políticos hay diferencias fundamentales, sobre todo en la política exterior y de inmigración. Esto seguramente se hará notar en el trabajo político cotidiano”, opina el director del periódico liberal-conservador Kathimerini, Alexis Papachelas. Por otro lado, no se debe olvidar que “la política siempre depara sorpresas en momentos de crisis económica. Muhcas veces incluso observamos que un político cambia de opinión, después de llegar al poder”, añade.

Un partido unipersonal

Para los Griegos Independientes cuenta sobre todo la opinión del jefe del partido Panos Kammenos. En 2012, el exministro de Navegación fundó Anel, después de verse obligado a abandonar el partido conservador Nueva Democracia, a raíz de su fuerte rechazo a la política de ahorro. Kammenos demostró ser un maestro de la campaña electoral populista. En el Parlamento Europeo, su partido Anel se sitúa en posiciones cercanas al partido nacionalista británico Ukip, que critica la política de integración europea.

Las posiciones de Panos Kammenos en materia de política exterior no son exentas de polémica. En diciembre de 2011, defendió voluntariamente ante un jurado militar a soldados de élite, que habían sido acusados de instigación al odio y al racismo.

En la década de los 90 del siglo pasado, el jefe de Anel publicó un libro sobre el terrorismo internacional, que, hoy día, sin embargo, le está dando dolor de cabeza: al parecer, el hasta ahora desconocido autor del libro habría contactado a Kammenos para reclamarle su honorario. Peor aún: el escritor fantasma parece ser Giorgos Georgalas, un periodista nacionalista y exportavoz de la Junta Militar griega, que ostentó el poder entre 1967 y 1974. Panos Kammenos, por su parte, niega haber hecho un trato con Georgalas.