1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Europa

¿Quién es el nuevo ministro de Finanzas de Grecia?

El primer ministro griego, Alexis Tsipras, nombró como ministro de Finanzas a alguien que se hace llamar “marxista libertario”. ¿Quién es Yanis Varoufakis?

Yanis Varoufakis decidió empezar su cargo de forma desafiante. “Me dijeron que llegó el tiempo de callarse”, escribió en su blog este martes (27.1.2015), momentos después de que se hiciera a conocer su nombramiento como el nuevo ministro de Finanzas griego. “Mi plan es desafiar ese consejo. Seguiré escribiendo en este blog a pesar de que se considere irresponsable que un ministro de Finanzas utilice esta medio de comunicación.”

Varoufakis, profesor de economía de la Universidad de Atenas, es celebrado en su país como el radical que desafiará las políticas de austeridad de la Unión Europea (UE). Varoufakis, de 53 años, dirigirá las inminentes negociaciones del país con los acreedores internacionales. Este hombre ha criticado abiertamente el plan de rescate de la UE.

Europa es el problema de Grecia y no viceversa

Las opiniones y la forma de expresarse de Varoufakis, que ya estuvo como analista invitado en la BBC, CNN, Sky News y Russia Today, atrajeron la atención de los medios. También ha escrito como columnista en la Deutsche Welle en 2012, insistiendo que el problema de Grecia es Europa y no al revés: “no se trata de si Grecia es económicamente viable dentro de la eurozona, sino que si la eurozona, como está actualmente construida, es viable con o sin Grecia. En palabras simples, la pregunta que se deberían preguntar afuera de Grecia es: ¿por qué aún estamos hablando de Grecia, dos años después de la crisis?”

Partido Syriza terminó a dos escaños de la mayoría absoluta.

Partido Syriza terminó a dos escaños de la mayoría absoluta.

La opinión de Varoufakis sobre la crisis griega es de insistir que otros reconozcan que el problema es mucho más grande, más sistemático y no que no se pueden imponer políticas de austeridad a economías frágiles del Mediterráneo. Su libro más conocido, “El minotauro global: América, Europa y el futuro de la economía global” publicado en 2013, es considerado como una forma accesible de comprender las causas sistemáticas de la crisis económica del 2008.

Malinterpretando la crisis del euro

Varoufakis empezó sus estudios académicos en el Reino Unido, ya que a principios de los años 80 los militares y paramilitares griegos perseguían a estudiantes. Estudió y enseñó en tres universidades inglesas hasta 1987, año en que dejó el país, cuando Margaret Thatcher fue reelecta por tercera vez como primer ministro. “Era más de lo que podía soportar,” escribió en su biografía en su blog.

Continuó sus estudios en la Universidad de Sídney, pero se fue de Australia en 2000 por su malestar con las políticas nacionales: “Una combinación de nostalgia y rechazo al gobierno conservador de turno me llevo a volver a Grecia,” indicó Varoufakis.

Cuando la crisis financiera del 2008 afectó a Europa, Varoufakis fue duro en sus opiniones contra la Unión Europea. “Cuando sucedió la crisis del 2008, el sistema monetario europeo estaba débilmente preparado para enfrentarla,” escribió en su blog. “Peor aún, nuestros lideres negaron tajantemente el origen de la crisis (tratándola como una crisis de deuda que podría ser solucionada con políticas de austeridad). Por eso, la integración europea dio marcha atrás.”

En 2011, Varoufakis criticó la persistencia de la UE en rescatar bancos, sin condiciones, mientras exigía medidas draconianas a países en problemas. “El resultado fue que los bancos europeos terminan usando gran parte de la energía económica europea (desde el superávit de países como Alemania a préstamos dados a países como Grecia y Portugal),” escribió.

Ahora como líder, Varoufakis tendrá una oportunidad de cambiar a su país. Grecia esta aún en grave situación económica. La tasa de desempleo es de un 26 por ciento y un tercio de la población vive bajo la línea de pobreza, y la tasa de desempleo juvenil es de 49,8 por ciento.

SZ/PK (dpa/AFP)