¿Qué sigue después de la carne de laboratorio? | Diga usted | DW | 13.08.2013
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Diga usted

¿Qué sigue después de la carne de laboratorio?

Nuestros usuarios temen, por ejemplo, que se usen células humanas en la producción de carne de laboratorio. También la pornografía en la red y las elecciones en Argentina acaparan su atención.

Carne de laboratorio: ¿la alimentación del futuro?

Es una locura que se cultive carne. Esto nos plantea un caso peligroso, por ejemplo: ¿que pasaría si después de un tiempo de estar consumiendo dicha carne, nos diéramos cuenta de que el fabricante de dicha carne ha decidido usar, por conveniencia comercial, células humanas y despertáramos un día con que hemos estado alimentándonos con carne humana? De ahí a comernos la carne de las funerarias sería solamente un paso.

José Soto, República Dominicana

Primarias agridulces para Cristina Kirchner

Lo más relevante de estas elecciones ha sido que por primera vez en Argentina votan los jóvenes de 16 años. Medio millón de jóvenes de entre 16 y 18 años estrenan el derecho al voto. En Brasil, por ejemplo, este derecho también se sitúa en los 16 años. En la UE, solamente en Austria pueden votar a esa edad. Desafortunadamente los jóvenes de la UE no demandan el voto a los 16 años, cuando se hace más necesario que nunca como equilibrio generacional debido al envejecimiento de la población. Una juventud apolítica no puede fraguar su futuro, las soluciones solo pueden venir desde la política renovada.

Javier Colomo Ugarte, España

¿Se debería filtrar la pornografía en Internet?

¿Se debería filtrar la pornografía en Internet?

Los pros y contras de filtrar la pornografía

Creo que se debe censurar o filtrar la pornografía, pues no refleja lo que es en realidad una sexualidad sana. Ha llegado a muchos extremos. Aunque los niños tengan una buena educación en casa o en la escuela, con Internet todo se viene abajo. En cualquier búsqueda en la red alguien puede dar con algo no deseado (no solo pornográfico), y se distorsiona la mente.

Ingeborg Henning, Alemania

No debería ser responsabilidad del Estado determinar si está permitido el acceso de los niños y jóvenes a la pornografía en Internet. Es una manera de entregarle la tutela de todos los niños y jóvenes de un país, y es un rol que deben cumplir los padres, pero también las escuelas. Es un tema muy delicado y no siempre se trata con la sinceridad que requiere, por ese motivo se da plena libertad de comercio a todo tipo de pornografía. Son los mayores de edad los que la compran, pero los niños igualmente encuentran el lugar donde los padres guardan ese material. Internet es una conexión con todo el mundo, y podemos ver que cuando en un país se prohíbe un tema siempre aparece en páginas de otro país, de manera que todo lo prohibido produce un efecto contrario al que se quiere llegar. Autorizar al Estado puede ser hasta peligroso para toda la sociedad.

Grace Martin Stienne, Argentina

Guerras cibernéticas: nerds al ataque

Generalmente, los hackers buscan espacios digitales desprotegidos y se dedican a ver cómo pueden utilizarlos para causar daño. En ocasiones, son los mismos gobiernos los que planean estos ataques. Hay infinidad de formas de aislar a los hackers, siempre que se conozcan las rutas dentro de una nación. Como primer paso, Alemania y cualquier otra nación solo tendrían que hacer uso del concepto del intranet y situar la infraestructura básica dentro de estos sistemas, donde únicamente se pudiera acceder mediante la identificación del iris. La industria privada puede utilizar infinidad de métodos también. Aquí los que más en riesgo están son los hospitales y medios de asistencia en vehículos de rescate de accidentes con conexión a Internet, así como los médicos que asisten a pacientes mediante juegos electrónicos que solo hacen incrementar los costos de la salud. También está el acceso a Internet en aviones que no es necesario y solo incrementa riesgos indeseables.

Gregorio Maranón, Cuba

Sus comentarios, opiniones y críticas son siempre leídos con atención. No se garantiza una respuesta personalizada. Deutsche Welle se reserva el derecho a publicar sin aviso previo las opiniones de sus usuarios, adaptadas y no siempre completas. Las opiniones vertidas en esta página son de exclusiva responsabilidad de quienes las han enviado.

¿Desea saber más sobre los temas de opinión? Cliquee en los artículos que figuran abajo y compártalos con otros lectores. Su opinión nos interesa. ¡Escríbanos!

Si desea leer más opiniones sobre estos temas en Facebook, por favor, acceda a

http://www.facebook.com/dw.espanol

DW recomienda