1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Pyongyang realizará “pronto” nuevas pruebas nucleares

El líder de Corea del Norte, Kim Jong-un, dio la orden para hacer todos los preparativos con vista a “mejorar las capacidades para un ataque atómico”.

Pese a las sanciones de Naciones Unidas y a la presión internacional, el régimen de Corea del Norte ha decidido realizar a la brevedad nuevas pruebas con misiles, incluidos algunos con capacidad de portar cabezas nucleares. Así lo confirmó este martes (15.03.2016) la agencia de noticias estatal KCNA, que cita declaraciones del líder Kim Jong-un. En ellas, el dirigente ordena realizar las pruebas en un corto período de tiempo.

Kim señaló que “una prueba nuclear y de lanzamiento de misiles balísticos de varios tipos, capaces de llevar cabezas nucleares, se llevará a cabo pronto para demostrar la capacidad atómica del régimen”. El máximo líder del régimen juche dio precisas instrucciones “a las secciones relevantes para hacer los preparativos hasta el último detalle”, especifica la agencia noticiosa. El objetivo es “mejorar las capacidades para un ataque atómico”.

Las declaraciones de Kim fueron realizadas durante la supervisión de un ensayo simulado de reentrada de un misil balístico que sirvió para medir la “estabilidad estructural termodinámica de los nuevos materiales resistentes al calor”, según KCNA. Pyongyang ha intensificado su retórica belicista y las exhibiciones militares desde la adopción de nuevas sanciones internacionales contra el país como respuesta a su prueba nuclear del 6 de enero y el lanzamiento de un cohete espacial, el 7 de febrero.

Ejercicios conjuntos

El nuevo ensayo de este lunes ha dado “una garantía segura de la confiabilidad” de los misiles balísticos intercontinentales, dijo Kim durante la supervisión del test. Pese a las constantes declaraciones de Pyongyang al respecto, diversos especialistas internacionales ponen en duda que el empobrecido país asiático esté en condiciones de, primero, miniaturizar las cabezas nucleares y, segundo, enviarlas en misiles intercontinentales a Estados Unidos, como aseguran los dirigentes norcoreanos.

La reacción del gobierno comunista coincide con la tensión generada en la península por los ejercicios militares anuales conjuntos entre Corea del Sur y Estados Unidos, los que este año han sido considerados por Seúl como los mayores de la historia. En ellos participarán más de 17.000 soldados estadounidenses y 300.000 del país asiático. Siempre que se realizan estos ejercicios, Corea del Norte eleva el tono de su discurso militar.

DZC (EFE, dpa, Reuters, AFP)


DW recomienda