1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Europa

Presunto chantajista de mujer más rica de Alemania fue acusado oficialmente

La fiscalía general de Múnich presentó hoy acusación por fraude e intento de extorsión al presunto chantajista de la mujer más rica de Alemania, la heredera de la automotriz BMW Susanne Klatten, informaron hoy fuentes judiciales. El suizo Helg Sgarbi, de 43 años, cumple prisión preventiva en Múnich desde marzo de este año junto a un cómplice italiano, líder espiritual de una secta.

Susanne Klatten, miembro de la familia Quandt, que ostenta la mayoría de las acciones de la BMW, presentó en enero pasado en Múnich una denuncia contra ambos por fraude y extorsión. La mujer había tenido varios encuentros amorosos con el suizo, quien según su versión la chantajeó durante meses bajo la amenaza de publicar fotos o películas de los encuentros, que habían sido tomadas por el italiano desde cuartos contiguos. Los encuentros se concretaron repetidas veces en Múnich y en ciudades de Francia y Suiza. Los chantajistas recibieron 7,5 millones de euros (9,5 millones de dólares) de Klatten y más tarde entre seis y diez millones (entre 7,6 y 12,6 millones de dólares) de otras tres amigas de la millonaria que también celebraron encuentros con el suizo.

Los dos hombres fueron detenidos en Austria en enero, para ser poco después extraditados a Múnich. Los diarios alemanes citan información de la prensa de Italia, donde se efectuaron investigaciones judiciales y fueron decomisados parte del dinero así como automóviles lujosos. Klatten está considerada la mujer más rica de Alemania, con una fortuna estimada en más de 13.000 millones de dólares, según datos del "Süddeutsche Zeitung". Es la hija de Herbert Quandt y su tercera esposa Johanna. Al morir su padre en 1982, Klatten heredó junto con su hermano Stephan una gran parte de la fortuna de los poderosos industriales Quandt. Hoy es propietaria junto con su madre y su hermano de 46 por ciento de las acciones de BMW y principal accionista del grupo farmacéutico Altana. Agencias