Portugal: elecciones en tiempos de crisis | Política | DW | 03.06.2011
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Política

Portugal: elecciones en tiempos de crisis

A pesar de la grave crisis económica de Portugal, la campaña electoral para las elecciones al Parlamento peca de superficialidad. Todos los candidatos aseguran tiempos mejores - aunque son pocos los que se lo creen.

default

José Socrates y Pedro Passos Coelho.

El próximo domingo se celebran en Portugal elecciones parlamentarias anticipadas. El gobierno se retiró el pasado mayo al no obtener la mayoría de los votos para un paquete de ahorro. La crisis era redonda: el país se encontraba sumido en la deuda, y poco después de la fallida votación, se tuvo que pedir ayuda externa. Sin el compromiso de la Unión Europea y el Fondo Monetario Internacional, Portugal no habría podido salir de su endeudamiento. A pesar de la crisis, el ex Primer Ministro José Sócrates vuelve a presentarse a las elecciones para una tercera legislatura.

Muchos observadores políticos se han quedado atónitos durante las últimas semanas. Por una parte, Portugal se encuentra en una de las crisis más graves de las últimas décadas: el país no puede aguantar su deuda sin ayuda externa, la economía se hunde y los portugueses deben adaptarse a graves pérdidas de ingresos. Por otra, la actual campaña electoral no había sido tan superficial en mucho tiempo.

Portugal Wahlen 2011 Jose Socrates

José Socrates ha advertido de una mayor privatización en caso de que ganara la oposición.

Un panorama descorazonador

En lugar de buscar causas y soluciones para la crisis económica, los líderes de los partidos políticos se dedican a discutir sobre pequeñeces y a propagar superfluos eslóganes políticos. Ante esto, los portugueses reaccionan con apatía. En muy pocos eventos políticos se ha visto algo de ánimo. El Partido Socialista (PS) llegó a traer inmigrantes asiáticos a sus conferencias en autobuses para darles algo más de vida.

Igualmente asombroso para los espectadores es que el Partido Socialista que lleva gobernando el país desde hace seis años todavía cuente con el apoyo del 32% de los votantes, según las encuestas, a pesar de la crisis económica y un desempleo del 13%. La estrategia del candidato socialista José Sócrates ha debido de funcionar, al menos en parte. En sus discursos ha advertido de una mayor privatización y una reducción del estado del bienestar en caso de que ganara la oposición: “Lo que quiere la oposición en realidad es un sistema educativo para pobres y otro para ricos. Exactamente lo mismo que sucedía antes de la Revolución de los Claveles de 1974”, afirmó Sócrates.

Portugal Wahlen 2011 Pedro Passos Coelho

Pedro Passos Coelho proclama que el estado debe retirarse de muchos aspectos de la vida.

Por el otro lado...

Pedro Passos Coelho, el candidato del mayor partido de la oposición, los liberaldemócratas del PSD, se publicita por el contrario anunciando cambios. Su eslogan es que el estado debe retirarse de muchos campos. El PSD gobernó Portugal durante los años 90 con un programa orientado al libre mercado.

Si gana el PSD, se propone a privatizar numerosas empresas, entre ellas la Caja de Ahorros Nacional, la compañía de aguas estatal, uno de los dos canales de televisión públicos, la compañía de ferrocarriles portuguesa, así como el transporte público urbano de Lisboa y Oporto. Asimismo, el PSD prefiere prescindir de la construcción de trenes de alta velocidad y reducir el aparato estatal. “Si el Estado debe ahorrar para ser más productivo, el gobierno también debe dar buen ejemplo. Debe trabajar más y mejor, con menos gente, menos estructuras, menos consultores, menos asistentes y derrochando menos recursos”, proclama Pedro Passos Coelho.

Wahlkampf Portugal

Paulo Portas ha declarado que le gustaría formar una coalición con los liberales del PSD.

Una competencia fuerte

Si las encuestas en la semana anterior a las elecciones son fiables, el partido de la oposición PSD podría llegar a contar hasta con un 37% de los votantes. El próximo Primer Ministro podría ser Passos Coelho. Pero para ello, el PSD necesitaría una coalición, probablemente con el partido popular conservador CDS-PP, que se encuentra en tercer puesto según las encuestas, con un 13%. El líder del partido popular, Paulo Portas, ya ha declarado que le gustaría formar una coalición de centro-derecha con los liberales del PSD.

En cualquier caso, el margen de maniobra para un futuro gobierno estará fuertemente limitado. El memorando de la troika de la Comisión Europea, el Banco Central Europeo y el Fondo Monetario Internacional obliga al gobierno portugués a realizar numerosas reformas. Por ejemplo, para finales de año se debe vender la aerolínea nacional TAP, se debe reducir la duración de los procesos legales y se deben reducir los costes laborales no salariales. Y a esto están obligados indistintamente los tres partidos, PS, PSD y CDS-PP; independientemente de sus objetivos o ideales.

Autor: Johannes Beck / Lydia Aranda Barandiain
Editora: Emilia Rojas Sasse

DW recomienda