1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Economía

Portal de integración para profesionales extranjeros

Aunque la economía siga buscando personal cualificado, entrar al mercado laboral alemán con una formación del extranjero es difícil. Ahora, un portal de internet trata de cambiarlo.

¿Qué aprende un técnico de calefacción durante su formación profesional en Siria? ¿Cómo es el programa de estudios de un carpintero polaco? ¿Qué tiene que saber una marroquí para ser programadora? Las respuestas a estas preguntas ya se pueden encontrar en el portal BQ. Ahora que tantos extranjeros quieren venir a trabajar a Alemania, esta plataforma ofrece a las empresas información sobre las cualificaciones en el extranjero.

En algunos casos como Siria, es difícil buscar información, dice Daniel Wörndl, licenciado en economía y pedagogía, y administrador del portal. Pero aun así, han tenido suerte de encontrar informantes fiables en el país. “Algunos contactos desaparecen y no sabemos nada de ellos durante semanas. No sabemos si están o han huido”, aclara el Wörndl.

Pese a las dificultades, los responsables de BQ Portal consiguieron analizar los planes lectivos en 40 disciplinas profesionales. Entre otras, las de técnicos de calefacción, aire acondicionado y electricistas. Muchas empresas alemanas están actualmente en busca de trabajadores en esas profesiones. Según el último análisis de la Agencia Federal de Empleo de 2015, la falta de personal cualificado todavía no está generalizada en toda Alemania, pero algunas profesiones como estas tienen problemas a la hora de conseguir candidatos para la formación profesional.

Casi 1500 profesiones

Ante este interés de las empresas por los trabajadores extranjeros, el Gobierno ya reaccionó en 2012 con la nueva ley de reconocimiento. Desde entonces, todos los inmigrantes tienen derecho a comprobar si los estudios realizados en su país de origen se pueden equiparar con profesiones reguladas en Alemania. El BQ Portal trabaja en este cometido desde hace varios años y cuenta con la financiación del ministerio de Economía y Energía. Además, participan la asesoría IFKO, la empresa de tecnología Init y el Instituto de la Economía Alemana, donde trabaja Wörndl. Él y su equipo llevan recopilando información de 73 países y 1.469 profesiones desde 2011.

Para poder buscar información por todo el mundo, en el equipo de trabajo se hablan, en total, 17 idiomas y todo el personal procede de los más diversos ámbitos culturales y profesionales. En general, analizan desde qué países llegan la mayoría de solicitudes. Pero ahora están concentrados en los estudios del país de origen de los refugiados que tienen posibilidades de permanecer en Alemania: por ejemplo, Afganistán, Pakistán y Eritrea. Según la estadística oficial, de las 15.000 solicitudes enviadas a las instituciones responsables de la convalidación puede haber un 96% parcialmente convalidable y un 78 % que se podría reconocer totalmente. A diferencia de otros portales como Anabin, aparte de los estudios universitarios, el portal BQ se ocupa también de la formación profesional.

Descentralizado y transparente

Para cumplir con esta función, además de sus admisnitradores, BQ tiene 345 usuarios que trabajan alimentando el portal con información. Este modelo organizativo es el que les ha llevado a ganar el premio “European Public Sector Award” al poco de su estreno. Se trata de una estructura de trabajo descentralizada y que ofrece la máxima transparencia, donde todos pueden entrar a consultar esta información destinada a ayudar a los recién llegados a integrarse un poco más rápido en el mercado laboral alemán y trabajar según su profesión.

DW recomienda