1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Música

Pinceladas de futuro

Las Rapsodias húngaras de Franz Liszt rinden homenaje a la música cíngara, a la que imbuye de su propia energía creativa. La Filarmónica Romaní explota este aspecto, aportando al clásico unas pinceladas de futuro.

Sinti und Roma Philharmoniker © Björn Hadem Beethovenfest 2011

Orquesta Filarmónica Romaní

Franz Liszt
Rapsodia Húngara nº 2 S 359/2 (versión orquestal  de Karl Müller-Berghaus)
Filarmónica Romaní
Director: Riccardo M. Sahiti
MP3 grabado por la Radio del Oeste de Alemania (WDR) en la Sala Beethoven de Bonn, el 24 de septiembre de 2011  

Al igual que otra obra del programa, las Danzas de Galanta de Kodaly, las Rapsodias Húngaras de Liszt parten de las raíces populares del país natal de compositor. Y, de nuevo al igual que las Danzas de Kodaly, el todo es mucho más que la suma de las partes. Más que imitar la música cíngara, Liszt aporta su propia creatividad musical a los temas populares que encontró a lo largo de sus viajes por Hungría.

La obra es un homenaje a la herencia romaní, objetivo principal de la Filarmónica, según Riccardo Sahiti, fundador y director de la formación. Sahiti anima a los compositores actuales a escribir obras pensando en esta orquesta: “Creamos esta agrupación para tocar obras nuevas y, que de esta manera, continúe la tradición. Ojalá dentro de un siglo podamos decir que tenemos tal sinfonía o tal concierto para violín porque la Filarmónica Romaní existía.”

Sahiti se siente orgulloso de la primera orquesta profesional romaní, y lo demostró de forma evidente cuando dirigió esta obra de Liszt, que puso punto y final a la velada.


Autor: Greg Wiser/MS