Perú: presidente Humala negó indulto a Alberto Fujimori | América Latina | DW | 07.06.2013
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

América Latina

Perú: presidente Humala negó indulto a Alberto Fujimori

El mandatario aseguró que no se cumplían las condiciones para acceder a la gracia: el preso no tiene enfermedad terminal ni trastornos mentales.

El presidente de Perú, Ollanta Humala, decidió no otorgar este viernes (07.06.2013) el indulto presidencial al exmandatario Alberto Fujimori (1990-2000), quien está preso condenado por delitos de lesa humanidad. A juicio de Humala, Fujimori no cumple con los requisitos que exige la ley para acceder a la gracia.

La información fue entregada por el ministro de Justicia, Daniel Figallo. “Luego de recibir el informe de la Comisión de Gracias Presidenciales, éste ha sido revisado por el presidente (Humala), quien ha tomado la decisión de acatar lo recomendado por la Comisión y no otorgar el indulto humanitario al señor Alberto Fujimori”, dijo Figallo.

“Fujimori no tiene enfermedad terminal, o grave, incurable y degenerativa, ni trastornos mentales graves que, junto a las condiciones carcelarias, justifiquen su encarcelamiento”, añadió el ministro de Justicia, quien recordó que los delitos que condenaron al exgobernante quedarían anulados si Humala lo hubiese indultado.

El presidente de Perú, Ollanta Humala.

El presidente de Perú, Ollanta Humala.

Poco más tarde, en conferencia de prensa, el presidente Humala dijo que aceptó "las recomendaciones de la Comisión de Gracias Presidenciales porque me parecen sensatas, lógicas y que se ajustan a la verdad y a la justicia. También he analizado el concepto de arrepentimiento, más aún, cuando los delitos probados son de corrupción y violación a los derechos humanos".

Deprimido e hipertenso

Fujimori, quien gobernó Perú durante diez años y consiguió avances cuantitativos contra la guerrilla de Sendero Luminoso, renunció a su cargo por fax desde Japón, hasta donde huyó tras viajar a una cumbre en Brunei. Posteriormente llegó de forma sorpresiva a Chile, en 2005, desde donde finalmente es extraditado en 2007.

Actualmente Fujimori, de 74 años, cumple condena como autor mediato de 25 asesinatos y dos secuestros agravados. Sus cuatro hijos pidieron en octubre de 2012 el indulto presidencial por razones humanitarias ante la situación de salud del preso, que sufre hipertensión arterial, depresión y lesiones en la boca que podrían derivar en un cáncer.

La decisión de no indultar a Fujimori es, de acuerdo a analistas, bastante riesgosa para el gobierno por la fuerte embestida de los seguidores del ex presidente, cuya bancada, la derechista Fuerza Popular, es la segunda más grande en el Parlamento. Las encuestas mostraban que más del 60 por ciento de los peruanos apoyaba el indulto del ex jefe de Estado.

DZC (dpa, Reuters)

DW recomienda