1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Alemania

Pegida no cumple sus expectativas en Leipzig

El movimiento alemán llamado “Patriotas Europeos contra la Islamización de Occidente” (Pegida) no movilizó a más de 15.000 de los 60.000 manifestantes esperados en Leipzig. En su contra, se manifestaron 20.000.

En total, unas 20.000 personas protestaron contra Legida, reportó el portal Spiegel Online: Leipzig muestra coraje, afirma este cartel.

En total, unas 20.000 personas protestaron contra Legida, reportó el portal Spiegel Online: "Leipzig muestra coraje", afirma este cartel.

Según datos de la policía, no más de 15.000 personas acudieron a la manifestación convocada por la rama de Pegida en dicha ciudad alemana, conocida como "Legida”, exigiendo entre otras cosas el freno a lo que consideran "la inmigración masiva" a Alemania. El acceso a la plaza principal de la ciudad, Augustusplatz, donde se reunieron los primeros 10.000 manifestantes a los que posteriormente se sumó el resto durante el recorrido de la marcha, quedó bloqueado por miles de contramanifestantes.

Los organizadores de Legida –considerada más radical que la originaria de Dresde- habían anunciado inicialmente que esperaban hasta 60.000 simpatizantes, cifra que luego rebajaron a 40.000. "Podemos tachar por completo la cifra de 40.000 personas", aseguró un policía sobre el número de participantes previsto por Legida. No obstante, la organización ya volvió a convocar su marcha para el próximo miércoles.

Legida” exige el freno a lo que consideran la inmigración masiva a Alemania.

"Legida” exige el freno a lo que consideran "la inmigración masiva" a Alemania.

La manifestación iba protegida por un fuerte operativo policial, para evitar encontronazos con la veintena de concentraciones de signo contrario que le salieron al paso. La ópera de la plaza Augustusplatz apagó sus luces y colgó transparentes en favor de la tolerancia. También grupos antifascistas de extrea izquierda, fuertes en la ciudad, habían llamado a acciones de bloqueo. En total, unas 20.000 personas protestaron contra Legida, reportó el portal Spiegel Online.

La policía, que contaba con un gran desplieque de 4.000 efectivos para velar por la seguridad, calificó el ambiente de "tenso", con algunos incidentes violentos por aclarar y algunos heridos al cierre de la jornada, en las cercanías de la estación de ferrocarriles.

Pegida, que diez días atrás había logrado la máxima afluencia a una de sus marchas en su bastión de Dresde, con 25.000 manifestantes, se vio impedida de marchar allí este lunes, luego de que la policía lo prohibiera el domingo, ante presuntas amenazas de un atentado islamista. En un principio, la cúpula del movimiento había llamado a secundar la marcha de Leipzig e incluso había organizado medios de transporte para viajar desde Dresde a Leipzig, ambas en el estado de Sajonia. Sin embargo, poco antes de iniciarse la manifestación, se distanciaron de la convocatoria de Legida a través de un comunicado, en medio de las críticas y la confusión creada con la dimisión de su fundador y líder, Lutz Bachmann.

Leipzig plantó cara a los manifestantes de Legida.

Leipzig plantó cara a los manifestantes de Legida.

Dimisión del líder fundador

La jornada de protestas estuvo marcada por la dimisión de Bachmann, tras difundirse una comprometedora imagen suya, colgada en su cuenta de la red social Facebook, con el bigote, el corte de pelo y la pose característicos del dictador nazi Adolf Hitler. La foto empezó a circular el martes por las redes y este miércoles era portada en la prensa más popular, encabezada por el diario Bild, mientras se difundían algunos mensajes escritos y borrados por Bachmann en Facebook, calificando de "ganado", "sinvergüenzas" y "chusma" a los peticionarios de asilo.

La fiscalía de Dresde había informado ayer martes (20.01.2015) de que estudiaba abrir diligencias contra el líder del movimiento crítico de la supuesta “islamización del Occidente”, quien además tiene abundantes antecedentes penales por diversos cargos, desde lesiones físicas hasta asuntos relacionados con drogas. Este miércoles, la fiscalía anunció la apertura formal de diligencias por sospecha de instigación a la violencia.

Bachmann dimitió tras difundirse esta comprometedora imagen suya.

Bachmann dimitió tras difundirse esta comprometedora imagen suya.

"Me disculpo sinceramente", afirmaba Bachmann poco después, al anunciar su renuncia, en la página de Pegida en Facebook, donde lamentaba los comentarios "desconsiderados" que ha realizado y los daños que podía haber ocasionado con ello a su movimiento.

La portavoz de Pegida, Kathrin Oertel, mostró asimismo el rechazo de la organización a esos planteamientos y aseguró que las palabras utilizadas por Bachmann no están dentro de su vocabulario político. Oertel le agradeció su trabajo para sentar las bases de Pegida y movilizar a miles de simpatizantes y aseguró que las fotos imitando a Hitler habían sido sólo una "sátira", al publicarse en Alemania la novela "Ha vuelto", de Timur Vermes, en la que se juega con un presunto regreso de Hitler al mundo desde una perspectiva paródica.

La publicación de la foto de Bachmann reforzó las críticas de las formaciones parlamentarias contra Pegida y causó escándalo en las propias filas del movimiento, que desde su origen, en octubre, ha tratado de sostener que no es ultraderechista.

RML (efe, dpa)

DW recomienda