Peña Nieto defiende aumento del precio de la gasolina | México en DW | DW | 06.01.2017
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

México

Peña Nieto defiende aumento del precio de la gasolina

El presidente de México dijo que el incremento en el costo de la gasolina que entró envigor el domingo "evita mayores afectaciones a futuro" al país, en medio de los disturbios y protestas que ha generado la medida.

Enrique Peña Nieto, presidente de México.

Enrique Peña Nieto, presidente de México.

"Mantener un precio artificial de la gasolina en 2017 habría significado un gasto adicional de más de 200.000 millones de pesos (unos 9.700 millones de dólares)", dijo en un mensaje emitido la noche del jueves (5.01.2016) a nivel nacional.

El mandatario explicó que ese monto equivale a paralizar por cuatro meses el seguro social y a suspender por dos años dos programas sociales destinados a personas de bajos recursos. "Para evitarlo, es que hoy el Gobierno está tomando decisiones difíciles", señaló.

El ajuste es de un 20 por ciento en el precio, con lo que el litro de la gasolina de menor calidad cuesta 15,99 pesos (0,79 centavos de dólar) en vez de 13,98 pesos (unos 0,68 centavos de dólar).

La medida es parte de un proceso de flexibilización del mercado que se dará de forma gradual desde marzo y comenzará en los estados norteños de Sonora y Baja California, para culminar en 2018.

Aunque la flexibilización está enmarcada en la reforma energética que emprendió en 2013 la administración de Peña Nieto, el mandatario reiteró en su mensaje que el aumento del precio no se debe a impuestos o a la reforma. "Se trata de un aumento que viene del exterior", manifestó.

Protestas en Ciudad de México por el aumento de precio de la gasolina. (3.01.2017).

Protestas en Ciudad de México por el aumento de precio de la gasolina. (3.01.2017).

"Precios artificiales para evitar costos políticos"

El presidente mexicano indicó asimismo que los gobiernos anteriores mantuvieron precios artificiales para evitar costos políticos, pero con ello se perdió "un millón de millones subsidiando la gasolina". "Sé que el hecho de que las gasolinas se ajusten a su precio internacional es un cambio difícil, pero mi responsabilidad es justamente tomar decisiones difíciles en el presente, para evitar afectaciones mayores en el futuro", agregó.

El incremento del precio provocó violentos disturbios y saqueos en varios estados del país, sobre todo en Veracruz, Estado de México y en la Ciudad de México. La cifra de detenidos por los actos vandálicos asciende a más de 600 y, además, se han reportado al menos dos muertos.

El jueves, por quinto día consecutivo, manifestantes bloquearon carretras y gasolineras en al menos 12 estados. Aunque la mayoría de esas protestas fueron pacíficas, algunas terminaron en enfrentamientos con la Policía.

Las manifestaciones continuarán y para el fin de semana varios grupos y organizaciones han convocado a una protesta nacional en contra del llamado "gasolinazo".

CP (dpa, rtr)

DW recomienda