1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Economía

¿Pérdidas del DAX desenmascaran a Kerviel?

Poco a poco se van conociendo detalles sobre el gigantesco fraude por 4.900 millones de euros contra el banco francés Société Générale, por parte de Jerome Kerviel quien se encuentra bajo custodia de la policía francesa.

default

Jerome Kerviel: 4.900 millones de explicaciones.

Jerome Kerviel, de 31 años, fue llevado al cuartel de la brigada financiera de París. La víspera la policía había registrado su vivienda en el elegante barrio de las afueras de París Neuilly-Sur-Seine, así como la sede central del banco. Su abogada señaló que no se encontraba prófugo, como se había informado inicialmente, sino que está a disposición de la justicia.

El banco francés ha presentado cargos por falsificación bancaria y de documentos contra Kerviel que empezó a trabajar en Société Générale en 2000. Según se puede leer en la página web del periódico "Le Figaro" el material con el que cuenta la Fiscalía de Nanterre demuestra que Kerviel comenzó a hacer sus maniobras fraudulentas en febrero de 2007 y prosiguió hasta mediados de enero de 2008.

Las víctimas del DAX

Deutschland Wirtschaft Börse Kurse in Frankfurt DAX stürzt ab

El DAX se desploma.

De a poco se van conociendo detalles acerca de cómo pudo producirse un fraude tan gigantesco. Hace pocas semanas, Kerviel hizo una enorme apuesta por el índice alemán DAX, del que compró 140.000 DAX-Futures, según señala la revista "Der Spiegel".

Se trataba de contratos a futuro negociados en la bolsa germano- suiza Eurex. Con ellos Kerviel perdió hasta mediados de enero unos 2.000 millones de euros, algo que llamó la atención de la firma de servicios financieros Newedge, que lleva para Société Générale los negocios de Eurex. Se cree por eso que los ejecutivos franceses del banco podrían haber sido alertados por los alemanes. Las ventas en medio de la ola de pánico en las Bolsas al comienzo de la semana aumentaron aún más las pérdidas, según un operador.

Los analistas franceses se muestran escépticos acerca de la posibilidad de que un único operador bursátil -por más inteligente y hábil que fuera- pudiera mantener un esquema de engaño tan complejo durante tanto tiempo.

Frankreich Paris Daniel Bouton zu Bank Societe Generale

Daniel Bouton, CEO de Societe Generale.

El jefe del consejo de administración de la entidad, Daniel Bouton, negó que el banco haya puesto en primer término las manipulaciones hechas por el operador bursátil para ocultar sus propias negligencias, como la pérdida de otros 2.000 millones de euros a causa de las hipotecas subprime estadounidenses.

"¿Nosotros vamos a ocultar las pérdidas de un agujero con otro agujero? Eso no es posible ni técnicamente ni en cuanto a la contabilidad", afirmó Bouton al periódico «Le Figaro» en su publicación de este sábado.

Bouton reiteró la tesis defendida por el banco de que el operador "evitó los controles porque conocía plenamente el sistema". "No es el resultado de una mala estimación de nuestros riesgos", subrayó, "más bien hay que compararlo con un incendio provocado".

Capitalismo incompetente

En el gobierno francés hubo posiciones diferentes con respecto al caso. Mientras que el presidente, Nicolas Sarkozy, habló durante su visita a India de un "caso de fraude interno que no cuestiona ni la solidez ni la confiabilidad del sistema bancario francés", el primer ministro, François Fillon, expresó dudas acerca de la tesis de un único culpable.

Frankreich Paris Bank Societe Generale um 4,9 Milliarden betrogen

¿Pierden miles de millones durante un año y no se dan cuenta?

"Es difícil de entender que un individuo pueda causar en tan poco tiempo pérdidas tan grandes", afirmó al periódico «Le Figaro». También criticó que el gobierno no haya sido informado de los hechos hasta el miércoles, cuando el banco ya los conocía desde el pasado domingo. Fillon encargó al Ministerio de Economía presentar un informe sobre el caso en ocho días.

La líder socialista Ségolène Royal señaló por su parte que el fraude es una prueba de "un capitalismo que se ha vuelto incompetente, irresponsable, intolerable, desatento".

DW recomienda