1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Alemania

Opinión: Alemania lo logrará

La canciller alemana se ha posicionado y pronunciado claramente sobre la crisis de refugiados en su país. Dagmar Engel opina que Merkel va por buen camino, pero que también debe tener más en cuenta el factor tiempo.

En su gran conferencia de prensa anual en Berlín ante periodistas alemanes y del extranjero, Angela Merkel formuló de forma lógica y consecuente la política de refugiados e inmigrantes del Gobierno alemán:

1. Hay un derecho fundamental a recibir asilo político y protección ante guerras y persecuciones.

2. La dignidad humana es un derecho fundamental que vale para todos, sin importar de dónde vengan y si tienen perspectivas de obtener asilo o no.

3. Quienquiera que viole estos derechos fundamentales y ataque o insulte a las personas que buscan asilo en Alemania, por ejemplo, prendiendo fuego a sus albergues, será perseguido con todo el peso de la ley. Fin de la discusión.

Dagmar Engel de DW.

Dagmar Engel de DW.

Palabras claras

Dicho de otra manera: esto no está a discusión. Tampoco existe ni la más mínima comprensión para los extremistas de derecha, no se intenta encontrar una explicación a su comportamiento, puesto que nada justifica las acciones violentas contra refugiados e inmigrantes. La canciller alemana no habla con los xenófobos, incluso hasta preferiría no tener que hablar sobre ellos, ya que al prestarles atención les da importancia. Por ello, Merkel recomienda a los ciudadanos alemanes mantenerse alejados de los extremistas.

En lugar de ello, la canciller ha optado por el llamado fortalecimiento positivo: dice estar orgullosa y agradecida de que el número de personas dispuestas a ayudar a los refugiados e inmigrantes rebase por amplio margen al de los xenófobos. También elogió a la prensa por su forma de abordar el tema.

Un país fuerte

Incluso ha asumido la plena responsabilidad del problema. Desde luego también se necesita una solución europea. Si Europa no logra superar este reto, estarían en juego sus valores fundamentales, la universalidad de los derechos ciudadanos. Sin embargo, Alemania es parte de Europa. Por ello, no hay margen de interpretación cuando la canciller dice: Alemania es fuerte, unidos lo lograremos. Hemos superado la crisis bancaria, hemos logrado controlar la crisis griega y puesto en marcha el abandono de la energía atómica. En la rueda de prensa, Angela Merkel transmitió el mensaje de que, cuando las cosas se ponen difíciles, ella está allí.

El factor tiempo

Sin embargo, el factor tiempo también juega un papel importante: las palabras de la canciller hubieran sido más certeras hace una semana. O incluso mucho antes, ya que las primeras marchas contra la apertura de un albergue de refugiados en la localidad de Freital, en el estado federado de Sajonia, tuvieron lugar hace semanas. Quizá entonces al mundo no le hubiera tocado ver las marchas de la extrema derecha en Heidenau. Un debate se debe sostener cuando está allí, explicó la canciller. No obstante, cuando están en juego los derechos fundamentales se debe empezar a hablar antes.