1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

América Latina

Nombramientos controvertidos en Venezuela

Dos nombramientos distintos atraparon la atención de los venezolanos este 26 de diciembre: el de los rectores del Consejo Nacional Electoral, criticado por la oposición, y el de Rafael Ramírez como embajador ante la ONU.

Aunque la atención de los venezolanos parecía estar acaparada por el nombramiento de los rectores principales del Consejo Nacional Electoral (CNE), el ente que organizará los comicios legislativos en el segundo semestre de 2015, otro movimiento en la jerarquía política del país sudamericano dominó igualmente el intercambio de opiniones en las redes sociales: el hombre fuerte de Caracas, Nicolás Maduro, anunció este viernes (26.12.2014) la remoción de Rafael Ramírez como ministro de Exteriores.

Rafael Ramírez, nuevo embajador de Venezuela ante las Naciones Unidas.

Rafael Ramírez, nuevo embajador de Venezuela ante las Naciones Unidas.

¿Una degradación sin pausa?

Maduro informó a través de su cuenta de Twitter que Ramírez se desempeñará a partir de ahora como embajador de Venezuela ante las Naciones Unidas. El mandatario atribuyó ese cambio al hecho de que Venezuela estrenará su membresía temporal en el Consejo de Seguridad de la ONU y en el Consejo de Derechos Humanos de la ONU en 2015. Maduro sugirió que Ramírez iría a ese gremio con la “visión bolivariana de Chávez”, dando a entender que Ramírez cuenta con toda su confianza.

Pero otros analistas consideran que Ramírez viene siendo degradado sin pausa desde hace meses. Quien fuera ministro de Petróleo y Minería durante doce años y presidente de la empresa estatal Petróleos de Venezuela (PDVSA) durante una década fue nombrado vicepresidente del Consejo de Ministros y ministro de Exteriores en septiembre. Ahora, la exministra de Comunicación e Información Delsy Rodríguez toma su lugar como canciller y Ramírez toma el de Samuel Moncada, el saliente embajador de Venezuela en la ONU.

Mientras Maduro sellaba el nuevo destino de quien llegó a ser apodado el “zar del petróleo”, el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) se pronunciaba sobre la nueva jerarquía del Consejo Nacional Electoral (CNE), ratificando en sus cargos a dos de las directoras que tenían sus mandatos vencidos – Tibisay Lucena y Sandra Oblitas– y nombrando a un nuevo integrante, Luis Emilio Rondón. Quedaron cubiertos así tres de los cinco puestos de rectores principales de esa entidad. Vicente Díaz, el tercer rector con su período vencido, aceptó el fin de su mandato.

Jesús Torrealba, secretario ejecutivo de la coalición opositora Mesa de Unidad Democrática (MUD).

Jesús Torrealba, secretario ejecutivo de la coalición opositora Mesa de Unidad Democrática (MUD).

“Todos, absolutamente todos, deben renunciar“

La Asamblea debía decidir sobre los nuevos rectores del CNE, pero la falta de consenso entre el oficialismo y la oposición hizo que la decisión fuera trasladada al TSJ como órgano inapelable. Para los nombramientos en Asamblea se requería el voto de 110 de los 165 diputados, pero ni el oficialismo ni la oposición cuentan con ese número, por lo que la directiva decidió traspasar la decisión al TSJ. La oposición dijo que no avalaría a ninguno de los candidatos propuestos por el oficialismo y protestó la reelección de Lucena y Oblitas, a quienes vincula con posiciones favorables al oficialismo.

El secretario ejecutivo de la coalición opositora Mesa de Unidad Democrática (MUD), Jesús Torrealba, ratificó la posición de rechazo del grupo a la decisión del TSJ. “No aceptamos puesticos, ni cuotas, exigimos cumplimiento de la Constitución”, escribió en su cuenta de Twitter. “Frente a la estrategia oficial sólo caben tres respuestas: transparencia ante el pueblo, firmeza en los principios y nitidez en la propuesta”, agregó Torrealba. Por su parte, el dirigente opositor Henrique Capriles Radonski preguntó si la oposición aceptará el nombramiento “ilegal” de los rectores a través del TSJ.

La ex diputada opositora María Corina Machado instó a los designados a renunciar y calificó la decisión del TSJ como un “zarpazo nocturno” que deja claro que al Gobierno de Maduro “ni siquiera le importan las formas revolucionarias”. “Los designados por el TSJ deben renunciar ya al CNE o serán parte de un fraude constitucional grotesco. La historia juzga. Todos, absolutamente todos, deben renunciar. Estos ‘rectores’surgen de un proceso viciado e inconstitucional de principio a fin”, escribió en su cuenta de Twitter.

ERC ( dpa / AFP / AP )