1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Nepal: la crisis antes del terremoto

El terremoto ha devastado a un país que apenas sí tiene recursos para hacer frente a la crisis humanitaria que el desastre ha desatado. Por si fuera poco, Nepal se encuentra sumido en una crisis política.

Desde 1991, cuando la entonces monarquía estableció un Parlamento, el país ha hecho varios intentos por hacer valer un Estado de derecho. Las profundas diferencias sociales, étnicas y regionales del país de casi 28 millones de habitantes no han permitido a los partidos políticos llegar a un consenso sobre la conformación del Estado. A principios de año fracasó un nuevo intento por promulgar una Constitución.

En realidad hay consenso en las características más importantes que debiera tener el Estado nepalés. Éstas ya fueron enlistadas en un tratado de paz que puso fin en 2006 a una guerra civil que se prolongó durante una década, dejando un saldo de 13.000 muertos.

Tanto los maoístas rebeldes como una alianza de varios partidos acordaron la abolición de la monarquía, la integración de los combatientes maoístas en el Ejército y la creación de una República federal. También acordaron el carácter secular del Estado, así como la independencia de la Justicia y las libertades civiles.

Imagen del Monte Everest.

Imagen del Monte Everest.

¿Siete provincias o diez Estados federales?

Desde la conformación de la primera Asamblea Constituyente en abril de 2008, que fue disuelta por la segunda Asamblea en noviembre de 2013, persiste una crisis política. La actual Asamblea funge como Parlamento del país. La dificultad para plasmar la voluntad política en Nepal se refleja en algunas cifras. Mientras que en Nepal 12 millones de electores eligen a quienes ocuparán 601 escaños en el Parlamento, en India 700 millones de votantes designan a 545 diputados.

El mayor conflicto gira en torno a la estructura federal del país. No se sabe si definir los distritos administrativos según el componente étnico de la población o según criterios geográficos. Mientras que los maoístas y sus aliados están a favor de la creación de 10 Estados federados con su propia identidad, otros partidos proponen territorios más grandes, unas seis o siete provincias.

Debido al „federalismo étnico“ ya fracasó la primera Asamblea Constituyente, según un análisis realizado el año pasado por la Fundación Ciencia y Política (Stiftung Wissenschaft und Politik- SWP, según sus siglas en alemán).

Katmandú, imagen panorámica de la capital nepalesa.

Katmandú, imagen panorámica de la capital nepalesa.

Presión de la calle

Entonces se proponía la división de Nepal en 14 provincias, nueve de ellas bajo criterios étnicos. La propuesta fue recibida con protestas multitudinarias de grupos que se sentían excluídos.

En Nepal hay 120 lenguas y grupos étnicos distintos, que viven de actividades opuestas. En las llanuras cercanas a la frontera con India los habitantes viven de la agricultura, mientras en los territorios montañosos al norte, la población vive del turismo. La crisis política en Nepal contribuye a la miseria económica de uno de los países más pobres de Asia, junto con Afganistán.

Las iniciativas de inversión y de desarrollo, incluso aquellas provenientes del extranjero, son frenadas. Pero todas estas son cuestiones secundarias de cara a la crisis humanitaria que vive el país. Lo prioritario es suministrar cobijas, tiendas de campaña, medicamentos y agua potable.

DW recomienda