1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

América Latina

Mueren 15 policías en una emboscada en México

Se trata del ataque más sangriento llevado a cabo contra policías desde el asesinato de 12 agentes en 2010. Los asaltantes atacaron un convoy policial en lo que se considera una venganza por el arresto de 15 personas.

Las autoridades del estado de Jalisco informaron este martes (07.04.2015) de que una emboscada llevada a cabo contra un convoy policial por parte de un comando armado dejó 15 agentes muertos y cinco heridos en una carretera del oeste de México.

El ataque, al parecer perpetrado por el Cártel Jalisco Nueva Generación, es el más sangriento contra policías en una acción única desde el asesinato de 12 agentes federales en 2009 en el estado de Michoacán.El comando atacó el convoy de la Fuerza Única del estado de Jalisco en la tarde del lunes cerca del poblado de Soyotán, en el municipio de San Sebastián del Oeste, unos 800 kilómetros al oeste de la capital. En la carretera quedaron vehículos quemados y con los cristales rotos, presuntamente usados para bloquear el paso, además de casquillos de bala.

Reacción ante arrestos

Los policías iban desde Puerto Vallarta, un conocido destino de playa en el Pacífico, hacia la ciudad de Guadalajara, según informó el comisionado de seguridad de Jalisco, Alejandro Solorio, que calificó lo ocurrido como un "atentado cobarde" y aseguró que no quedará impune. Según las autoridades, la principal línea de investigación es que el ataque fue una "medida reactiva" ante el arresto de 15 personas supuestamente vinculadas con un atentado que sufrió el propio Solorio el 30 de marzo y del que salió ileso porque iba en una camioneta blindada.

Ese ataque, a su vez, es considerado una reacción a la muerte en un operativo policial de Heriberto Acevedo Cárdenas, "El Gringo", jefe de una célula del Cártel Jalisco Nueva Generación, responsabilizada de robo de hidrocarburos y tráfico de droga, así como del asesinato de cuatro soldados, entre otros homicidios. La organización surgió escisión del cártel de Sinaloa, tras la muerte del líder Ignacio "Nacho" Coronel en 2010, cuando fuerzas federales intentaron capturarlo en el área
metropolitana de Guadalajara.

MS (dpa/efe)

DW recomienda