Muere paciente de ébola hospitalizado en Leipzig | Alemania | DW | 14.10.2014
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Alemania

Muere paciente de ébola hospitalizado en Leipzig

El enfermo de ébola procedente de Liberia ingresado en el hospital Sankt Georg de la ciudad alemana de Leipzig murió en la noche del lunes, informó hoy el hospital.

En Leipzig murió un empleado sudanés de las Naciones Unidas, de 56 años, que fue trasladado desde Liberia a Alemania para recibir tratamiento tras haberse contagiado de ébola en África. El paciente había aterrizado el pasado jueves en un avión especial habilitado para trasladar a personas con enfermedades contagiosas en el aeropuerto de Leipzig, en el estado federado de Sajonia, en el este del país. Desde entonces estaba siendo tratado por el equipo médico del hospital Sankt Georg.

Los médicos habían calificado su estado de "extremadamente crítico, aunque estable". Se trata del tercer paciente de ébola acogido por Alemania. Un hombre procedente de Senegal ingresado en un hospital de Hamburgo recibió el alta después de cinco semanas de tratamiento, mientras otro enfermo procedente de Uganda está siendo tratado aún en Fráncfort.

El hospital de Leipzig es uno de los siete centros clínicos en Alemania que cuenta con una unidad de aislamiento para enfermedades altamente contagiosas.

Huelga de personal sanitario en Liberia

Ebola in Liberia (Behandlung im Krankenhaus)

El personal médico se ha visto muy afectado por la epidemia de ébola en África occidental.

Entretanto, el personal sanitario de Liberia inició hoy una huelga indefinida para exigir mejoras salariales debido al alto riesgo al que se exponen al atender a pacientes del virus del ébola, que ya ha causado más de 2.200 muertos en el país.

Los trabajadores empezaron este paro la madrugada del lunes después de que la pasada semana dieran un ultimátum al Ministerio de Sanidad para que les pagara suplementos salariales y readmitiera a dos miembros de la Asociación de Trabajadores Sanitarios, que fueron despedidos en febrero tras hacer un llamamiento a la huelga. Por su parte, el ministro de Sanidad liberiano, Walter Gwenigale, prometió que el personal sanitario recibirá salarios "justos", pero descartó cualquier posibilidad de reincorporar a los dos funcionarios despedidos.

En África Occidental ya han muerto más de 4.000 personas desde que surgió el brote de ébola, que ha afectado de manera alarmante al personal sanitario que tiene contacto con los enfermos. Según precisó la Organización Mundial de la Salud (OMS) en su último recuento, un total de 233 médicos y sanitarios han muerto en los últimos meses en la región: 38 en Guinea, 95 en Liberia, 5 en Nigeria y 95 en Sierra Leona.

ER (dpa, efe)

DW recomienda