1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Europa al día

Motín en una cárcel británica

Las autoridades británicas consiguieron controlar un motín en la cárcel de Bedford en el que estuvieron involucrados unos doscientos internos. La revuelta carcelaria llega apenas unos días después de que una asociación de vigilantes advirtiera de la posibilidad de un "baño de sangre" en los centros de detención del Reino Unido. La policía y los servicios de emergencia fueron requeridos por la cárcel de Bedford, en el centro del país, poco antes de las cinco de la tarde. Seis horas después un portavoz del Servicio de Prisiones anunció que el incidente se había "resuelto con éxito". El portavoz anunció una investigación y advirtió de que "los prisioneros que se comporten de esta manera serán castigado y podrían permanecer mucho más tiempo tras las rejas". Un portavoz de la asociación de funcionarios de prisiones explicó que fueron dos centenares de presos los involucrados y que los guardias se retiraron a un lugar seguro, dejando parte de la prisión en manos de los internos. El jefe de esta asociación, Mike Rolfe, advirtió hace unos días sobre el deterioro de la situación en las prisiones de Gran Bretaña. "Es una cuestión de tiempo que haya un baño de sangre, el personal está absolutamente de rodillas y ha perdido toda la motivación", dijo a la BBC Radio Four. "Hay menos personal, los agentes dimiten en masa, es una mala combinación, peligrosa para todo el mundo, el personal y los presos por igual". (AFP)