1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Europa

Merkel condena arrestos recientes en Turquía

La canciller Angela Merkel prometió apoyar totalmente al alemán Peter Steudtner, uno de los activistas detenidos el 5 de julio por el régimen turco cuando asistían a un taller sobre derechos humanos cerca de Estambul.

Frankreich Besuch von Angela Merkel in Paris (picture-alliance/abaca/C. Liewig)

La canciller de Alemania, Angela Merkel.

Este martes (18.7.2017), Amnistía Internacional se pronunció sobre la reciente detención de defensores de los derechos humanos en Turquía alegando que se trataba de un arresto políticamente motivado y exigiendo que la comunidad internacional ejerciera presión sobre Ankara para que los liberara. Casi al mismo tiempo, la canciller de Alemania, Angela Merkel, se solidarizó con los activistas encarcelados. Entre los detenidos se encuentra su compatriota Peter Steudtner, descrito por Merkel como una persona "intachable”.

Este incidente enturbia aún más la de por sí complicada relación bilateral y echa leña al fuego de la campaña electoral germana; en septiembre tienen lugar comicios federales en el país noreuropeo. Está por verse hasta qué punto este asunto pesa en las venideras elecciones. Tanto el candidato del Partido Socialdemócrata de Alemania (SPD), Martin Schulz, como el líder de Los Verdes, Cem Özdemir, han acusado a la "mujer fuerte” de Berlín de callar ante los ataques del presidente Recep Tayyip Erdogan al Estado de derecho en Turquía.

"Caza de brujas”

"Esta no es una investigación legítima, es una caza de brujas políticamente motivada”, declaró el secretario general de Amnistía Internacional, Salil Shetty, este 18 de julio. "Estamos convencidos de que esta detención es absolutamente injustificada”, lo secundó Merkel. "El Gobierno hará todo lo posible, a todo nivel, para asegurar su liberación. Lamentablemente, este es otro caso en el que personas inocentes, desde nuestro punto de vista, son sometidas a la Justicia y arrestadas. Esto es motivo de la mayor preocupación”, agregó la mandataria.

El pasado 5 de julio, una decena de activistas en derechos humanos fue detenida por el régimen turco cuando asistía a un taller sobre seguridad digital en la isla de Büyükada, cerca de Estambul. Este 18 de julio, un tribunal turco decretó prisión preventiva para seis de ellos, acusados por la Fiscalía de "cometer crímenes en nombre de una organización terrorista, sin ser miembros de ella”. Entre los detenidos se encuentra Idil Eser, directora de la rama turca de Amnistía Internacional, y dos ciudadanos extranjeros: uno sueco y uno alemán.

Berlín-Ankara, tensas relaciones

En Turquía, la detención preventiva puede prolongarse hasta cinco años. Bajo el estado de emergencia que rige en el país y que fue extendido por cuarta vez el lunes (17.7.2017) han sido cerradas decenas de organizaciones de la sociedad civil y han sido detenidos activistas y periodistas. Un mes antes ya había sido detenido el presidente de Amnistía Internacional en Turquía, Taner Kilic. Él fue acusado de tener vínculos con el grupo de Fethullah Gülen, el clérigo exiliado en Estados Unidos al que Erdogan acusa de haber urdido el golpe de 2016.

Con el arresto de Peter Steudtner son ya diez los alemanes encarcelados en Turquía acusados de propaganda terrorista o de estar vinculados de algún modo con el fallido golpe de Estado registrado hace un año en el país. El caso más destacado es el de Deniz Yücel, corresponsal del diario alemán Die Welt, detenido en febrero en Estambul. El arresto de Steudtner tensa aún más las relaciones diplomáticas entre Berlín y Ankara: esta semana, Turquía prohibió que parlamentarios alemanes visitaran a sus tropas en la base de la OTAN de Konya.

Esta negativa sigue a la decisión adoptada el mes pasado por el Gobierno de Merkel de retirar a sus soldados de la base turca de Incirlik, desde donde apoya a la coalición internacional contra la organización terrorista Estado Islámico, en reacción al reiterado veto de Turquía a las visitas de diputados alemanes.

ERC ( EFE / dpa / KNA )

DW recomienda