Maduro expulsa del país a tres funcionarios de EE.UU. | América Latina | DW | 30.09.2013
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

América Latina

Maduro expulsa del país a tres funcionarios de EE.UU.

En un discurso ante un grupo de militares, Maduro indicó que se había detectado que funcionarios de la embajada de EE.UU se reunían con la extrema derecha del país "para alentarlos a sabotear la economía venezolana".

default

Nicolás Maduro junto a Elías Jaua.

El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, ordenó hoy (30.09.2013) expulsar del país a tres funcionarios de la embajada de Estados Unidos, a los que acusó de estar conspirando contra su gobierno e instigando acciones contra la economía. Maduro dijo en un acto con un comando militar del oeste del país que había dado órdenes a su ministro de Exteriores, Elías Jaua, para que procediera a la expulsión de los funcionarios en un plazo de 48 horas, por estar conspirando y reuniéndose con grupos de derecha venezolanos para sabotear el sistema eléctrico.

Maduro señaló concretamente a los funcionarios Kelly Keyderling, Elizabeth Hussman y David Mug, que serán expulsados, ilustrando su orden al grito de: "Fuera de Venezuela". "He dicho al canciller Jaua que proceda a la expulsión del país de estos tres diplomáticos. Fuera de Venezuela, tienen 48 horas para irse. Yanquis go home. No me importan las acciones del Gobierno de Estados Unidos", indicó. En su discurso ante un grupo de militares, Maduro afirmó que a Venezuela quieren aplicarle el "modelo de Siria", mencionando el discurso del presidente Barack Obama la semana pasada en las Naciones Unidas. Citó a Obama diciendo que en Siria las protestas pacíficas contra "un régimen autoritario" se encontraron "con la represión y masacre".

El presidente venezolano indicó que se hicieron seguimientos a funcionarios de la embajada estadounidense que se dedicaban a reunirse con la "extrema derecha y a alentarlos para sabotear el sistema eléctrico y la economía venezolana". "Tengo pruebas aquí en mis manos", afirmó Maduro, quien calificó de "hostil, ilegal e intervencionista" la acción de los funcionarios estadounidenses. "No voy a permitir ningún tipo de acción que genere bochinche (desorden) en este país. La Constitución tiene suficientes elementos para actuar en defensa del país", señaló. Agregó que los funcionarios estadounidenses estaban atentando contra la "dignidad de una patria que quiere paz". "Señores gringos, imperialistas, ustedes tienen aquí al frente a hombres y mujeres de dignidad que jamás se han arrodillado, jamás nos arrodillaremos ante sus intereses y no les tenemos miedo; los enfrentaremos en todos los planos de la política, la diplomacia y de la lucha que nos toque. Así lo declaro y asumo toda la responsabilidad por estas acciones", agregó.

MS (dpa/Reuters)