1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Salud

Mírame y te diré cuántos años tienes…o tenías

Científicos europeos logran determinar la edad examinando el cristalino, lo que podría ayudar a los médicos forenses a identificar cadáveres.

default

El cristalino cuenta la edad, en vida como en muerte.

Esta nueva técnica utiliza radiocarbono, también conocido como carbono 14, para medir la presencia de un grupo de proteínas especiales que se desarrollan al nacer y que permanecen invariables durante la vida. Esta es la única parte del cuerpo, aparte de los dientes, que permite determinar la edad de un individuo.

Los investigadores daneses han identificado correctamente la edad de trece personas, con un rango de un año y medio de error, midiendo el carbono 14, un isótopo del carbono, que se conserva dentro del lente cristalino, comunicaron los investigadores en la revista científica PLoS One.

Carbono 14 para datar restos óseos

"En la medicina forense siempre estamos buscando formas de identificar a una persona", declaró Niels Lynnerup, científico forense en la Universidad de Copenhague y jefe del estudio. "Encontramos que este método permite determinar con precisión el año de nacimiento".

Los científicos han utilizado el carbono 14 para datar fósiles o restos óseos. Más recientemente los científicos han implementado esta técnica para determinar a través del esmalte dental la edad de personas que han muerto recientemente, explicó Lynnerup.

La técnica utilizada en la lente tiene su origen en el aumento desde 1950 del carbono 14 en la atmósfera, debido al inicio las pruebas nucleares por parte de Estados Unidos y la Unión Soviética. Estos experimentos han doblado la cantidad de carbono 14, que se estabiliza gradualmente hacia los niveles normales tras la prohibición de realizar tales pruebas.

Podría ser útil para identificar comienzo de cáncer

Los científicos han registrado estos niveles año tras año, dando a este equipo europeo un patrón para determinar la edad comparando la presencia de carbono 14 en el ambiente con la contenida en el cristalino de la persona. Los investigadores han afirmado que está técnica podría ayudar a científicos de otros campos, determinando por ejemplo cuándo han comenzado a desarrollarse las células cancerosas en una persona.

La ventaja de esta técnica es mucho más fácil extraer la lente que obtener el tejido del diente necesario para una datación de la edad, dijo Lynnerup, aunque precisó que este tejido también se descompone después de unos días de la muerte mientras que la antigua técnica se puede utilizar pasados unos años. La operación no es más dispendiosa que otras pues "la extracción del cristalino es equivalente a una cirugía de cataratas".

DW recomienda