1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

América Latina

México: fiscalía especial investiga asesinato de fotógrafo

Rubén Espinosa fue hallado junto a otras cuatro personas dentro de un departamento con un disparo en la cabeza.

La Procuraduría de Ciudad de México confirmó este domingo (02.08.2015) que entre las cinco personas halladas muertas en un departamento en la capital del país se encuentra el fotógrafo Rubén Espinosa (en la foto), quien había denunciado diversas amenazas por el ejercicio de su trabajo en el estado oriental de Veracruz, desde donde tuvo que huir en junio tras haber sido acosado por grupos violentistas.

El fiscal Rodolfo Ríos dijo que su oficina investiga el caso junto a una fiscalía especial del Gobierno mexicano para delitos contra la libertad de expresión. Espinosa, de 31 años, colaboraba con la revista Proceso y fue asesinado junto a cuatro mujeres en una vivienda ubicada en un céntrico barrio de clase media, en un incidente de violencia inusual para Ciudad de México. También se investiga el delito de robo, pues el departamento fue saqueado.

“La procuraduría capitalina por supuesto que tiene la sensibilidad de agotar todas y cada una de las líneas que nos lleven al esclarecimiento de los hechos, incluyendo los datos que tenemos respecto a la entidad de Veracruz en donde desarrollaba la actividad de periodista”, dijo Ríos. Veracruz es considerado uno de los estados más peligrosos para ejercer el periodismo en el país, con al menos 17 periodistas asesinados desde 2000.

Manifestaciones de repudio

El fiscal Ríos reveló además que las demás víctimas son una ciudadana colombiana de 29 años, una maquilladora de 18 años originaria del estado norteño de Baja California, una promotora cultural de 32 años originaria de Chiapas, y una empleada doméstica de 40 años, proveniente del Estado de México. La fiscalía precisó que todos presentaban una herida en la cabeza producida por disparo de un arma calibre 9 milímetros y los cuerpos se encontraban en las habitaciones y el baño del domicilio.

El cuerpo de Espinosa fue identificado por sus familiares el sábado, pero la Fiscalía del Distrito Federal todavía no había confirmado esta información sobre el reportero gráfico, que había sido reportado como desaparecido por la organización de defensa de los periodistas Article 19. “El regreso a la capital (de Espinosa) fue hace dos meses y se debió a la búsqueda de nuevas oportunidades como fotógrafo profesional, actividad que desarrollaba en Veracruz, donde residió por casi ocho años”, matizó el fiscal.

En varios estados del país se convocaron manifestaciones en repudio al homicidio de Espinosa y en favor de la libertad de prensa, y varias organizaciones civiles han denunciado la gravedad de este caso por tratarse del primero en el que un reportero desplazado a otro Estado tras sufrir amenazas es asesinado. La Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH), por su parte, condenó enérgicamente el multihomicidio e instó a las autoridades a “realizar todas aquellas diligencias necesarias para determinar el móvil” del crimen.

DZC (EFE, Reuters, dpa)