La Unión Europea y Cuba vislumbran una nueva oportunidad de diálogo | América Latina | DW | 17.03.2009
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

América Latina

La Unión Europea y Cuba vislumbran una nueva oportunidad de diálogo

Esta semana podría comenzar una nueva etapa de diálogo entre la Unión Europea y Cuba. Las condiciones parecen propicias, aunque hay retos claros por delante.

default

Tradicional desfile en Pinar del Río, Cuba.

La Unión Europea suspendió en 2003 el diálogo político de alto nivel con Cuba a raíz de la detención de 75 disidentes políticos en la isla. Las sanciones europeas fueron parcialmente levantadas en 2005 y quedaron atrás definitvamente el verano de 2008. Esta semana podría comenzar una nueva etapa en la normalización de la relación bilateral.

EU Kommissar Louis Michel

El comisario europeo de Desarrollo, Louis Michel.

Conferencia técnica

El gobierno de Cuba y la Comisión Europea inaugurarán este miércoles en La Habana una conferencia conjunta de dos días en la que se tratarán aspectos técnicos de la cooperación bilateral. Las áreas a cubrir van desde la protección al clima hasta la prevención de desastres como los huracanes que azotaron a Cuba el año pasado. También se incrementará el monto de las contribuciones europeas a la isla.

“Se producirá un anuncio muy importante en cuanto a fondos de asistencia adicionales”, adelanta a Deutsche Welle John Clancy, portavoz de la Comisión Europea para el Desarrollo y la Ayuda Humanitaria. “Trataremos de vincular la respuesta humanitaria con una estrategia a mediano plazo para revertir los daños por catástrofes naturales”.

Pero en el viaje de la delegación europea no sólo se hablará de euros y centavos. “La misión permitirá consoldiar la dinámica positiva que se ha venido desarrollando desde el año pasado entre la Unión Europea y Cuba”, prosigue Clancy.

Una nueva oportunidad

Günther Maihold, subdirector del Instituto Alemán para Política y Seguridad Internacionales, con sede en Berlín, coincide en que el viaje de la delegación europea a Cuba abre nuevas oportunidades tras el rompimiento del diálogo en 2003.

BdT Hurrikan Ike zieht über Kuba

Devastación por el huracán Ike, en 2008.

“Ahora tenemos la oportunidad de alejarnos de la confrontación y reencontrarnos con una nueva cultura de la colaboración. En este sentido, se trata de asumir de nuevo opciones que la Unión Europea ya había presentado. Queda por ver si Cuba está dispuesta a aceptar dicha ayuda”, dice el catedrático.

Derechos humanos a prueba

Pero en el proceso puede haber obstáculos. La Unión Europea verificará en junio los avances en la isla en materia de derechos humanos. Ésta fue una condición para que los 27 países de la Unión Europea aprobaran la reanudación del diálogo con Cuba. El tema es uno de los más controvertidos incluso dentro de la Unión Europea

“Por una parte, el bloque europeo promueve mecanismos de diálogo. Por otra, adoptó el proceso de verificación de los derechos humanos en Cuba como una solución que permite responder a todas las distintas posiciones que genera el tema dentro de la Unión Europea”, señala Maihold.

EU Kuba Flagge

Por el momento parece haber armonía total entre Cuba y la UE.

La Comisión Europea no ve en ello una amenaza para la intensificación del diálogo con Cuba. “El diálogo es franco y abierto. Incluye temas como la protección al clima y al medio ambiente. Son áreas clave que tanto Cuba como la Unión Europea están decididas a abordar. Pero también quiero subrayar que esta apertura incluye el tema de los derechos humanos, en el cual constantemente buscamos que existan progresos”, asegura el portavoz del comisario Louis Michel.

27.01.2006 quadriga gast Maihold

Günther Maihold, subdirector del Instituto Alemán para Política y Seguridad Internacionales.

El nuevo gabinete

Los cambios realizados en el gabinete cubano tampoco son vistos desde Bruselas como un obstáculo para el diálogo. “Trabajamos con las autoridades de la isla en conjunto. Naturalmente, nos entusiasma conocer al nuevo ministro de Relaciones Exteriores, así como trabajar con la nueva formación del gobierno cubano”, dice al respecto John Clancy.

Desde Berlín, Günther Maihold también ve razones concretas que propician esta nueva etapa de diálogo cubano-europeo.

“Dado que algunos de los nuevos responsables fueron viceministros, no es necesario establecer nuevos canales de comunicación. Los cambios en el gabinete cubano son un nuevo tramo en la recomposición de la relación bilateral, pero no tendrá efectos profundos sobre el diálogo bilateral”, afirma el catedrático.

Si este ánimo positivo entre Bruselas y La Habana continúa o no, es cosa que se verá a más tardar el mes de julio.


Autor: Enrique López Magallón

Editora: Claudia Herrera Pahl

DW recomienda