1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Economía

La UE reforma su política agropecuaria

En 10 países de la UE entró en vigor el 1 de enero la nueva Política Agrícola Común (PAC), que introduce el pago de subsidios por superficie, independientemente del volumen de producción.

default

Una finca ecológica en Alemania. La nueva PAC tiene más en consideración aspectos ambientales.


Finlandia, España, Grecia, Francia y Holanda serán los únicos países en los que la reforma se aplicará un año después (1 de enero de 2006), mientras que Eslovenia y Malta lo harán en 2007.

En los ocho países restantes de los 25 de la UE se aplicará a más tardar en 2009 el llamado "régimen de pago único por superficie", que consiste en ofrecer a todos los agricultores de una región determinada subsidios uniformes por hectárea, financiados con el mismo paquete regional.

La reforma de la PAC, acordada por los Estados miembros en 2003, "cambia completamente el modo en que la UE apoyará al sector agrícola", ya que establece un pago desvinculado de la cosecha, es decir, una ayuda que se abona independientemente de que el agricultor produzca o no y que se denomina "pago único por explotación".

Criterios no sólo económicos

Los desembolsos para el sector se harán además teniendo en cuenta consideraciones ambientales, el respeto al bienestar de los animales y la seguridad alimentaria.

La UE contará así con más dinero para diseñar programas en los ámbitos ambiental y de calidad de vida de los animales para que los campesinos cumplan los criterios de producción del sector agrícola en 2005, porque se reducirán los pagos directos a las explotaciones agrícolas grandes.

Asimismo se exigirá que todos los terrenos sean conservados en buenas condiciones ambientales y agrícolas.

Más orientación hacia el mercado

La Comisión aspira a que estas medidas permitan a los agricultores europeos tener la libertad de producir lo que el mercado quiere y que sean "más competitivos y más orientados hacia el mercado", a la vez que garanticen la estabilidad de sus ingresos.

La nueva PAC establece además un mecanismo de "disciplina financiera" para prevenir que se sobrepase un límite o "techo" de gasto determinado.

La comisaria europea de Agricultura y Desarrollo Rural, la danesa Mariann Fishe- Boel, dijo en un comunicado que "la reforma permitirá que los campesinos europeos sean verdaderos empresarios", y también "se ofrece a las áreas rurales un futuro sostenible, la oportunidad para diversificarse y contribuir a hacer más competitiva a la UE".

¿Mejores posibilidades para comercio mundial?

La comisaria destacó que la reforma "permitirá que la UE produzca alimentos de la mayor calidad", y aumenta "las posibilidades de que se llegue a un resultado positivo en las negociaciones comerciales mundiales".

El sistema de pago único por explotación (SPU) o régimen de pago único se aplicará en los sectores agrícolas principales, como los de cereales, carne y leche, mientras que el tabaco, las aceitunas, el aceite y el algodón se sumarán al sistema en 2006.

Los 25 países miembros tenían la posibilidad de sumarse al SPU para el periodo 2005-2007, y 10 países decidieron hacerlo ahora: Austria, Bélgica, Dinamarca, Alemania, Irlanda, Italia, Luxemburgo, Portugal, Suecia, Reino Unido.

La PAC nació en los años 50, con el fin de potenciar la producción agrícola de los países de Europa Occidental, cuyas economías habían quedado devastadas como consecuencia de la la II Guerra Mundial.

La PAC absorbe cerca de 50.000 millones de euros anuales, el 50% del presupuesto comunitario, aunque su peso en el Producto Nacional Bruto (PNB) de la UE (0,43% en 2004) está descendiendo y se espera que disminuya más en los próximos años (0,33% en 2013).

DW recomienda