La Justicia israelí juzgará a los asesinos del joven Abu Khdair | El Mundo | DW | 14.07.2014
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

La Justicia israelí juzgará a los asesinos del joven Abu Khdair

La muerte del palestino de 16 años, como represalia por el secuestro y muerte de otros tres estudiantes judíos, desencadenó la actual ola de violencia en Gaza.

Israel acusará a tres judíos del secuestro y asesinato de un adolescente palestino cuya muerte, junto con la de tres jóvenes israelíes, desató la actual ola de violencia y ataques contra la Franja de Gaza. Los tres sospechosos comparecieron ante un tribunal cerca de Tel Aviv, que extendió su encarcelamiento, y la Fiscalía anunció que formulará cargos antes del viernes.

"Son sospechosos de secuestro y asesinato", dijo la portavoz del tribunal, Shirley Koren, a dpa. "Lo que dirá la acusación sólo lo sabremos cuando sea presentada". Otros tres sospechosos que inicialmente se creía que estaban implicados fueron puestos en libertad. El secuestro y la muerte a tiros de tres adolescentes israelíes el 12 de junio y el posterior secuestro y asesinato del joven palestino el 2 de julio desataron la actual ola de violencia.

Confesión: por venganza

El principal sospechoso del secuestro y asesinato de Muhammad Abu Khdair, de 16 años, es un colono de 29 años que confesó haberse vengado del secuestro y muerte de tres jóvenes israelíes días antes en Cisjordania. El sospechoso actuó con dos familiares, los dos de 17 años, informó el portavoz de la policía Micky Rosenfeld a dpa, añadiendo que los tres recrearon ante las autoridades cómo fue el asesinato.

Las autoridades israelíes levantaron el secreto del sumario sobre el caso pero continuaron prohibiendo la publicación de los nombres de los sospechosos. Rosenfeld no ofreció más detalles, pero medios israelíes informaron del supuesto relato de los hechos por parte de los sospechosos. "Buscamos en todos los barrios árabes (una víctima). Vimos que el árabe estaba solo. Lo metimos en el coche, lo golpeamos dentro del mismo y condujimos al bosque de Jerusalén. Lo rociamos con gasolina, prendimos fuego y huimos", contó uno de los sospechosos a la policía, según la web de noticias Walla, que cita fuentes policiales.

Además intentaron arrebatar a un niño de 9 años de los brazos de su madre en Jerusalén Este el día anterior, pero no lo lograron y huyeron. Sus familiares aseguran que el principal sospechoso estaba bajo tratamiento psiquiátrico después de que en una ocasión intentara estrangular a su hija pequeña, lo que podría considerarse como atenuante.

LGC (dpa / Walla)

DW recomienda